Aenor reconoce el trabajo en eficiencia energética y gestión medioambiental de la EMT

El equipo auditor destaca la reducción de casi un 20% en el consumo de la flota con la incorporación de nuevos autobuses híbridos

El trabajo realizado por la Empresa Municipal de Transporte Público (EMT) de València en materia de eficiencia energética y gestión medioambiental ha vuelto a ser reconocido por AENOR internacional, S.A.U. (AENOR).

Tras auditar el sistema de gestión de la EMT, la entidad de certificación ha valorado las políticas medioambientales implantadas en los últimos años.  

En su informe han señalado que los sistemas de gestión ambiental y energética “se encuentran satisfactoriamente implantados” según los requisitos de la norma de referencia UNE-EN ISO 14001:2015 y UNE EN ISO 50001:2018.

El concejal de Movilidad Sostenible y presidente de la EMT, Giuseppe Grezzi, ha destacado este reconocimiento que “una vez más pone en valor la buena gestión de la empresa municipal y su firme compromiso por la sostenibilidad”.

Con esta certificación se valoran todos los esfuerzos realizados por la EMT para seguir mejorando su eficiencia energética y medioambiental y contribuir a una ciudad más verde y saludable que lucha contra el cambio climático desde todos sus ámbitos”, ha señalado Grezzi.

AENOR ha destacado las acciones emprendidas por la empresa municipal que han permitido reducir en casi un 20% el consumo de la flota de autobuses en los últimos tres años gracias, principalmente, a la incorporación de los últimos 164 nuevos autobuses híbridos.

El plan estratégico de renovación de la flota, ha explicado el regidor, ha sido clave para reducir la edad media de la flota y, en consecuencia, disminuir el consumo energético, el coste del mantenimiento y las emisiones contaminantes y de efecto invernadero. La entidad de certificación también ha puesto en valor la reducción en un 20% del consumo anual de energía eléctrica en las cocheras de San Isidro.

Otro de los aspectos que ha señalado la auditoría externa es el proyecto de sensorización de los autobuses, financiado con los fondos Next Generation-UE, que permitirá captar datos medioambientales y de vehículos. Con la medición de estos datos, se recopilará información para mejorar la calidad del aire y optimizar el transporte urbano.

Los proyectos Next Generation nos están permitiendo avanzar en proyectos importantes para el modelo de ciudad que queremos y donde el transporte público juega un papel clave. Por ejemplo, muy pronto empezarán a llegar los nuevos autobuses eléctricos cero emisiones que permitirán seguir renovando la flota, que actualmente ya es altamente sostenible gracias a que más de la mitad de sus vehículos son híbridos o eléctricos”, ha añadido Grezzi.

CatalàEspañol