Arranca la transformación de la plaza de la Paz en un espacio más peatonal y accesible

La alcaldesa de Castellón destaca la reordenación y dignificación de la céntrica zona que impulsa el Ayuntamiento con fondos europeos

Las obras de reforma y adecuación de la plaza de la Paz han empezado hoy con la retirada de parte del mobiliario urbano y seguirán en los próximos días con el vallado de la plaza para acotar la zona de obras antes de empezar con las actuaciones en el pavimento. Además, esta misma semana se habilitará una zona de paso por la plaza para los peatones y se reducirá de dos a uno el carril de circulación de vehículos entre la calle Herrero y la calle Mayor.

“El objetivo de esta remodelación que impulsamos con fondos europeos es dar más prioridad a los peatones y reducir la huella de carbono al fomentar la circulación de las personas y promover el uso de transportes blandos”, ha explicado la alcaldesa de Castelló, Amparo Marco, en la misma plaza, donde se ha desplazado junto con el concejal de Obras y Proyectos Urbanos, José Luis López.

“La plaza de la Paz será un espacio más diáfano, moderno, accesible e integrado en el entorno, con un pavimento uniforme, con mobiliario nuevo y una fuente géiser”, ha detallado la alcaldesa. “Reordenaremos y dignificaremos la céntrica plaza”, ha resaltado Marco.

El proyecto de reforma cuenta con una inversión de 834.000 euros, tiene un plazo de ejecución previsto de diez meses, y es una de las actuaciones impulsadas en Castelló gracias a la cofinanciación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) y del Ayuntamiento.

En la intervención, se incluyen propuestas ciudadanas recogidas a través de un proceso participativo realizado.

Entre las modificaciones se incluye la integración del carril bici previsto inicialmente en el ámbito de la plaza en el vial de circulación a modo de ciclocalle, que se convertirá en plataforma única. Al sustituir este carril bici por una ciclocalle se aumenta el ancho de acera que une las calles Asensi y Escultor Viciano y también ligeramente el ámbito peatonal de la plaza, y se garantiza igualmente la conexión con el eje ciclista entre Herrero y Gasset.

Tras la remodelación, se mantiene la limitación del paso de vehículos en el tramo de calzada que conecta la calle Herrero con la calle Mayor a un único carril, frente a los dos actuales.

El proyecto final contempla también un cambio en el modelo de bancos previsto, que incorporan respaldo y apoyabrazos en el porcentaje determinado por la normativa de accesibilidad. Además se traslada el aparcamiento de bicicletas proyectado en la plaza, situándolo a continuación de la bancada del bicicas en la calle Gasset.

La accesibilidad se incrementará gracias a la sustitución de las actuales jardineras elevadas, que cierran la plaza y obstaculizan el tránsito de personas, por otras integradas en el pavimento y niveladas a la superficie, generando un área diáfana sin reducir las zonas verdes.

La reforma implementará en este céntrico y emblemático espacio un diseño más abierto, con un amplio protagonismo de la cerámica, que se utilizará para renovar el pavimento e inyectará uniformidad estética a la plaza y sus alrededores. Además, y de acuerdo con los informes de la dirección de Urbanismo, se mantendrá el pavimento de piedra natural existente en la acera frente al Teatro Principal y se levantará y colocará un nuevo pavimento de adoquín de piedra natural en la zona de tráfico rodado en la prolongación de la calle Falcó.

La renovada plaza de la Paz incorporará elementos para sumar atractivo y funcionalidad como una fuente tipo géiser. También se ubicarán jardines verticales, se mejorarán las zonas de descanso y la iluminación y se prevé un sistema de drenaje sostenible

CatalàEspañol