lunes, 20 mayo 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

La Generalitat humaniza la asistencia forense a menores de edad con una unidad pionera gestada en Alicante

La Casa de la Infancia y la Adolescencia persigue evitar que revivan procesos traumáticos en un espacio adaptado y personal especializado fuera de juzgados

La ciudad de Alicante ha inaugurado este miércoles 29 de marzo la Casa de la Infancia y la Adolescencia, la primera Unidad de Valoración Forense Integral especializada en la atención a menores de edad en España. Se trata de un recurso pionero, solo puesto en marcha en Canarias, y que tras haber estado en Alicante en fase de prueba durante un año ahora abre sus puertas.

El objetivo que persigue es que los niños y adolescentes que han sufrido abusos y violencia, o han sido testigos de estas situaciones, no tengan que pasar por el “laberinto legal” de múltiples declaraciones, exploraciones y pruebas periciales a través de distintas dependencias y proporciona un espacio amigable alejado de los juzgados porque el proceso judicial tal y como lo conocemos hasta ahora “está pensado para adultos, no para menores”, señala la directora general de Modernización y Relaciones con la Administración de Justicia, Àngels Bixquert.

Mar Pastor, jefa de sección de la Unidad de Valoración Forense Integral de Violencia Sobre la Mujer del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses de Alicante, ha trabajado en su puesta en marcha dentro de un equipo multidisciplinar. Para ella, este recurso “reduce de manera drástica las fuentes de victimización secundaria -las que confieren las administraciones a las víctimas al hacerles revivir experiencias traumáticas y que pueden empeorar el daño o cronificar secuelas-, y al ofrecer mayores garantías de ofrecer testimonios en situación de seguridad y tranquilidad aumenta las posibilidades de concluir satisfactoriamente la investigación de los hechos de por sí complejos de acreditar”.

Tal y como ha explicado la directora general “los menores víctimas de delitos como la agresión sexual, el acoso escolar, la pornografía infantil, el maltrato familiar, entre otros, serán atendidos en una única intervención por un equipo forense especializado a partir de un trato humanizado y en un espacio adecuado a su edad y a su condición de vulnerabilidad”.

Este recurso judicial, situado a escasos metros del Palacio de Justicia de Benalúa, está integrado por tres médicos forenses (uno con dedicación exclusiva), un psicólogo y un trabajador forense. El espacio se distribuye en dos salas de observación con sistemas de grabación, tres salas de reconocimiento y áreas de trabajo para las profesionales diseñadas bajo criterios arquitectónicos perfectamente adaptados a las necesidades de los niños y niñas.

La Casa de la Infancia y la Adolescencia es también resultado de un proyecto interdisciplinar entre profesionales de la judicatura, la Sanidad y cuerpos y fuerzas de seguridad que pretende reducir el reducir el número de intervenciones. En este sentido, las Conselleria de Justicia y Sanidad Universal y Salud Pública preparan un convenio de colaboración para establecer medidas de protección y apoyo a las víctimas y por el que se designa como recurso de referencia al Hospital General Universitario de Alicante Doctor Balmis.

Àngels Bixquert ha destacado que el modelo valenciano de protección a victimas mas vulnerables es referente nacional y europeo en materia asistencial en el ámbito judicial. Asimismo, con la puesta en funcionamiento de esta nueva unidad integral, la Comunitat da cumplimiento a diferentes instrumentos jurídicos internacionales y estatales como el Estatuto de la Víctima.

La directora general ha asegurado que la apuesta del Gobierno valenciano es “que la Casa del Menor y de la Adolescencia se extienda al resto de partidos judiciales de la Comunitat Valenciana para dar continuidad a la especialización de los recursos judiciales y al modelo valenciano de justicia donde la victima está situada en el centro de la intervención”.  

Últimas noticias

Contenido relacionado