Benimàmet sigue sufriendo una oleada de robos: 2 farmacias asaltadas 7 veces

El aumento de robos en domicilios se extiende al barrio del Eixample donde también bandas callejeras asaltan a jóvenes para robarles y uno de las víctimas acaba en el hospìtal.

El Gobierno de Ribó y PSOE sigue suspendiendo en seguridad ciudadana. La portavoz del PP, María José Catalá, ha advertido que “la delincuencia se ha disparado en la ciudad de Valencia mientras el Gobierno de Ribó y PSOE siguen mirando hacia otro lado. Se les ha ido de las manos con cifras históricas de aumento de los delitos, este año se han incrementado un 36,5% al cierre del tercer trimestre según los datos del propios Ministerio del Interior”.

Catalá ha puesto ejemplos de la situación que vive la ciudad de Valencia. Uno de ellos los robos sufridos en una hora por dos farmacias de Benimamet el fin de semana de Navidad. “No era el primero que sufrían en los últimos dos meses han sido asaltadas en siete ocasiones ante la pasividad del Gobierno de Ribó y PSOE que sigue sin reforzar la seguridad en nuestros barrios”. La policía desde que es llamada tarda más de media hora en llegar lo que hace necesario dotar a la zona de retén policial, propuesta del PP que fue rechazada en el pleno por Compromís y PSOE.

Los vecinos de Benimamet salieron a la calle a reclamar seguridad, pero desde entonces no se ha tomado ninguna medida. El PP se ha comprometido a dotar a Benimamet de un retén de Policía Local y aumentar los efectivos en las calles, así como mejorar la coordinación con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. “No se puede tener a una población de más de 15.000 habitantes abandonada y sin seguridad ciudadana, debe ser una actuación urgente”, explicó Catalá.

Más delincuencia en el Eixample

La oleada de robos y asaltos se extienden por toda la ciudad. Uno de los que está sufriendo asaltos de viviendas y en la calle es el Eixample. Los jóvenes salen con temor por estas zonas por la irrupción de bandas que asaltan a los jóvenes para robarles, buscan principalmente móviles, dinero y patinetes.

Uno de los últimos asaltos finalizó en el hospital. Uno de los jóvenes asaltados recibió una paliza que precisó de atención médica con rotura de la mandibula y tuvo que ser hospitalizado. Pero estos hechos, como viene denunciado el PP así como los vecinos se repite desde hace más de un año y se extiende a otras zonas como las proximidades del viejo cauce del Turia. Esta misma semana se produjo un robo en una de las viviendas de la Gran Vía que fue grabada por las cámaras de seguridad de la propia vivienda.

Barrios como Orriols siguen sufriendo la delincuencia en sus calles. Un barrio que sigue exigiendo actuaciones del Gobierno de Ribó y PSOE pero que no llegan nunca a materializarse. El alcalde Ribó se comprometió a reforzar la seguridad para hace dos meses pero sigue sin llegar. Las peleas y reyertas ya se han cronificado en el barrio de Orriols. Y un ejemplo de ello son los videos difundidos por los vecinos esta misma semana.

CatalàEspañol