Burriana avanza en la puesta en marcha del programa ‘Bono Comercio’

El Pleno municipal del 3 de junio aprobará la modificación del Plan Estratégico de Subvenciones 2021.

El Ayuntamiento de Burriana da un paso más para poner en marcha el programa de promoción y dinamización económica ‘Bono Comercio 2021’, con la finalidad promocionar el comercio local, y pondrá a la venta bonos de descuento al consumidor que serán canjeables en tiendas de proximidad y hostelería.

Según ha adelantado la concejala de Comercio, Sara Molina, contará con un presupuesto de 200.000 euros para el proyecto con el que se pretende “contribuir de nuevo a reactivar el tejido comercial y el consumo local en nuestra ciudad”.

El gobierno municipal impulsa por primera vez este programa de ayudas y, para ello, suscribirá un convenio con la Confederación de Comercio de la Comunitat Valenciana para la gestión de los bonos para el comercio. Previamente, el Pleno del próximo jueves 3 de junio tendrá que aprobar la modificación del Plan Estratégico de Subvenciones 2021 para poder incluir dicho convenio.

Ya con anterioridad, el pleno del mes de abril aprobó la modificación de crédito procedente de remanentes de tesorería, al objeto de realizar los ajustes económicos pertinentes para suplementar partidas presupuestarias municipales o conceder créditos extraordinarios a nuevos proyectos y así poder destinar una parte de los remanentes al convenio.

Sara Molina ha explicado que se trata de una más de las medidas desarrolladas por el gobierno municipal para paliar los efectos de la pandemia en el comercio y en la economía local y, por ello, incluirá al sector de la hostelería, así como a otros negocios de los sectores vinculados al ocio y los servicios, como el de peluquería y tratamientos de belleza, el de agencias de viajes, y una larga lista.

El programa consiste en la emisión de bonos que permiten la compra en pequeños comercios (tiendas de ropa, librerías, ferreterías, mercerías y un largo etcétera) y el consumo en locales de hostelería con un descuento extra del 50 por ciento que asumirá el consistorio mediante la emisión de bonos por valor de 20, 100 y 200 euros.

La edil de Hacienda, Cristina Rius, ha explicado que desde el inicio de la pandemia el gobierno municipal diseñó un plan local con diferentes medidas. “Hasta ahora, hemos destinado más de 4 millones de euros a acciones para combatir las consecuencias y para hacer fuerte el tejido económico de la ciudad, fruto del incesante trabajo realizado desde las diferentes concejalías y por el personal del consistorio”.

Un plan, ha asegurado Rius, que comporta ayudas económicas directas con una dotación global de cerca de 1,4 millones de euros para la línea de ayudas exclusivas de la localidad y las dos de ayudas Paréntesis que ha implementado el consistorio para autónomos, comerciantes, hosteleros, restauradores.

Y también beneficios fiscales directos como, por ejemplo, la eliminación de la tasa de ocupación de vía pública, y otras como ayudas sociales, programas de ocupación, campañas de dinamización del comercio, formación empresarial, sorteos y premios para el fomento del comercio local, la desinfección de espacios públicos, impulso de bonos comerciales, reparto de EPI, bonificaciones en tasas, incluso la asunción del incremento del coste de la tasa de residuos, y en la ejecución de inversiones que permiten renovar y mejorar espacios y servicios públicos.

Además, junto a estas iniciativas, Sara Molina ha recordado que en colaboración con la Federación de Comercio, se ha puesto en marcha durante el mes de junio una nueva campaña de ‘Rascas’, esta vez con “premios directos muy veraniegos”. Igualmente, ha avanzado que tanto el Ayuntamiento como la Federación de Comercio de Burriana están aunando esfuerzos para que este año la feria del comercio del verano, Pop Up, “sea todo un éxito, y más teniendo en cuenta que el pasado año no pudo celebrarse”

CatalanSpanish