Cae una organización que traficaba con marihuana en varias localidades valencianas

Durante la operación, los agentes localizaron diversos chalets y naves industriales que habían sido alquiladas en Aldaia, Chiva, Gilet, Lliria, Pobla de Vallbona y Ribarroja de Turia.

La Guardia Civil de Chiva y Riba-Roja de Turia, en el marco de la operación “GREENKEW-LEMONE”, ha procedido a la detención de 14 personas por los delitos de pertenencia a organización criminal, blanqueo de capitales, delito contra la salud pública (tráfico de drogas) y defraudación de fluido eléctrico en las localidades de Aldaia, Chiva, Gilet, Lliria, Pobla de Vallbona y Ribarroja de Turia.

La operación comenzó el pasado 12 de noviembre de 2021, poco tiempo después de que agentes de la Policía Local de Ribarroja de Turia, en un punto de verificación de personas y vehículos, identificaran a dos individuos que portaban bolsas, con restos de marihuana, y 20.000 euros en efectivo. Por lo que, de inmediato, dieron conocimiento de los hechos a la Guardia Civil de Riba-Roja.

Durante la operación, los agentes localizaron diversos chalets y naves industriales que habían sido alquiladas para un fin ilícito; el cultivo de plantas de marihuana. Estas ubicaciones estaban situadas en los términos municipales de Aldaia, Chiva, Gilet, Lliria, Pobla de Vallbona y Ribarroja de Turia.

Los autores, con la intención de asegurar la protección de las plantaciones, vigilaban sus localizaciones con modernos equipos de seguridad y vigilancia personal con carácter permanente.

El pasado 22 de febrero, agentes de la Guardia Civil de Chiva y Riba-Roja de Turia, realizaron 7 registros domiciliarios en las localidades de Chiva, Gilet, Lliria, Pobla de Vallbona y un octavo registro en una nave industrial en un polígono de Ribarroja de Turia.

Los investigadores intervinieron casi 3.000 plantas de marihuana, 37 placas de hachís de 100 gramos cada una, 9 kilogramos de cogollos, 6 kilogramos de hojas de marihuana. Además, incautaron 3 vehículos con un valor de 95.000 euros, 7 armas simuladas, 2 armas taser, 5 balizas de geoposicionamineto, 2 inhibidores de frecuencia portátiles, 19 teléfonos móviles valorados en 13.000 euros, 2 ordenadores portátiles valorados en 1.100 euros y más de 55.000 euros en efectivo.

Los autores se habían preocupado de ocupar todos los espacios disponibles en las viviendas para el cultivo de las plantaciones de marihuana; habitaciones, sótanos, garajes, etc…En las naves industriales utilizaban paneles para crear distintas dependencias y acondicionar la temperatura y humedad adecuada para las distintas fases de desarrollo de las plantas. En todas las ubicaciones no faltaban extractores y filtros para intentar neutralizar el olor a marihuana.

Los agentes se percataron de que en las propiedades donde existía una plantación de marihuana, el suministro eléctrico era adquirido a través de un enganche ilegal a la red eléctrica general. Igualmente, los pagos de los alquilares de las diferentes ubicaciones se hacían en efectivo, con un dinero procedente de la venta de marihuana.

Este mismo día, los agentes procedieron a la detención de 5 mujeres, de edades comprendidas entre 20 y 40 años, también han sido detenidos 9 hombres, de edades comprendidas entre 22 y 42 años, todos de nacionalidades macedonia, polaca y española por los delitos de delitos de pertenencia a organización criminal, blanqueo de capitales, delito contra la salud pública (tráfico de drogas) y defraudación de fluido eléctrico.

En el transcurso de la investigación, los agentes verificaron que este grupo criminal estaba muy bien organizado y jerarquizado. Sus miembros tenían asignadas diferentes cometidos. Uno de los autores se encargaba de supervisar los cultivos, otros del transporte y el dinero, también había otros individuos que se dedicaban al arrendamiento de las propiedades, etc…

Los investigadores también consiguieron descubrir que los componentes de este grupo, siempre iban armados en cada desplazamiento por si alguna organización criminal rival tenía intención de arrebatarles la sustancia estupefaciente.

Cabe destacar que los autores ya habían alquilado varias naves industriales en las localidades de Aldaia y Ribarroja de Turia con la clara intención de poner en funcionamiento nuevas plantaciones de marihuana, por lo que los agentes de la Guardia Civil de Chiva y Riba-Roja de Turia han detenido a todos los miembros de esta organización criminal en plena expansión.

Las diligencias han pasado a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 5 de Lliria. Se ha decretado el ingreso en prisión de 4 de los detenidos.

ValenciàEspañol