Castelló incrementa las frecuencias de recogida de poda con la incorporación de un camión pluma

El consistorio también ha construido un muelle de descarga para escombros y voluminosos.

La Concejalía de Reciclaje y Gestión de Residuos refuerza la recogida de restos vegetales en las zonas periféricas de la ciudad con la adquisición de un camión pluma. Con esta compra, el área dirigida por Ignasi Garcia incrementará las frecuencias de recogida para este tipo de residuos y velará por un mejor mantenimiento de los puntos de depósito.

El concejal de Reciclaje y Gestión de Residuos ha remarcado que “el objetivo es facilitar a la ciudadanía el depósito de los residuos para hacer posible una correcta gestión posterior y con este nuevo vehículo podemos incrementar las recogidas”. Garcia ha manifestado que “los restos vegetales se pueden compostar para obtener otros materiales, de forma que obtenemos un recurso de un residuo, generamos puestos de trabajo y avanzamos hacia el modelo de economía circular que queremos para Castelló”.

Así pues, la Concejalía de Reciclaje y Gestión de Residuos suma el camión pluma a los recursos de los que ya dispone la brigada de limpieza. Actualmente, cuentan con una pala cargadora frontal, otra pala mixta y dos camiones de volquete.

Con el objetivo de gestionar correctamente los residuos y reducir los vertidos incontrolados en la ciudad, el Ayuntamiento de Castelló también ha construido un muelle de descarga de restos de obra y voluminosos, en el interior del complejo Tetuán XIV. En el mismo punto, se han instalado dos depósitos de tipo bañera para apilar los residuos y, posteriormente, trasladarlos a una planta correspondiente. El importe de la obra, efectuada mediante el Plan de Inversiones de Revitalización Económica de Castelló (PIRECAS), ha sido de 37.600 euros.

Para fomentar la recogida de voluminosos entre la ciudadanía de Castelló, la Concejalía de Reciclaje y Gestión de Residuos inició una campaña informativa al respecto. Una de las acciones de la campaña es repartir 38.000 imanes con una figura del Fadrí formada con aparatos electrónicos y otros residuos voluminosos. Alrededor de la imagen se puede encontrar información sobre este servicio en cuatro idiomas: el valenciano, el castellano, el rumano y el árabe, con el objetivo de llegar a toda la ciudadanía de la ciudad.

Igualmente, el Ayuntamiento de Castelló ha realizado 124 notificaciones a los propietarios y propietarias de solares para garantizar la limpieza. Los y las responsables tendrán que seguir las indicaciones del personal de inspección, que ha llevado a cabo un total de 188 actuaciones. El control de las parcelas tiene como objetivo la salubridad y evitar la proliferación de plagas. En la misma línea, el consistorio clausuró hasta 51 vertederos incontrolados, donde la administración local colocó carteles informativos para advertir de las sanciones en caso de verter basura y con las indicaciones para una correcta gestión de los residuos.

ValenciàEspañol