Compromís extiende al ámbito municipal la exigencia al Gobierno de España de implementar medidas urgentes para regular el precio de la energía

La coalició insta a les administracions públiques a estudiar la viabilitat de la creació d’una empresa pública energètica que afavorisca la competència del sector i beneficie les persones consumidores.

AVL

Ante la subida en un 27% del precio de la luz perpetrada por las grandes multinacionales energéticas a principios de enero y en plena ola de frío, Compromís ha registrado a lo largo del territorio valenciano una moción en la que exige al Gobierno central medidas urgentes para regular el precio de la luz y el gas para el uso doméstico y frenar así la especulación energética de empresas que no sólo se benefician del dinero de las ciudadanas y ciudadanos directamente de su factura, sino que también lo hacen a través de dinero público mediante subvenciones y ayudas al sector.

Además, la coalición insta a las administraciones públicas a estudiar la viabilidad de la creación de una empresa pública energética que favorezca la competencia del sector y beneficie a las personas consumidoras. Como añadido, Compromís pide a las administraciones públicas que se refuercen aún más en las medidas de impulso al autoconsumo fotovoltaico, la generación distribuida y las Comunidades Energéticas Locales.

Compromís ha asegurado que medidas como el bono social eléctrico no resuelven el grave problema de pobreza energética que sufren miles de familias, ya que son medidas puntuales sujetas a un límite de consumo energético, sino que se necesitan medidas estructurales para detener la impunidad con la que actúan las empresas energéticas para abusar de los precios y hacer negocio a costa de la salud de las personas.

En este sentido, la coalición ha querido recordar que el derecho a la vivienda es un derecho consagrado en la Constitución Española en el artículo 47 y que, de acuerdo con Naciones Unidas, una vivienda digna debe tener acceso permanente de energía para la cocina, la calefacción y el alumbrado’, derechos fundamentales que se ponen en peligro ante la especulación energética que llevan adelante empresas privadas con la ayuda de políticos de los grandes partidos españoles que han acabado trabajando para estas mismas empresas gracias a las puertas giratorias, una desleal práctica que Compromís ha denunciado en numerosas ocasiones.

- Advertisement -