El Consell mejora la seguridad entre Museros y Massamagrell con el desdoblamiento de la Gombalda

También contempla la construcción de una pasarela ciclopeatonal sobre la V-21 que permitirá conectar Massalfassar con sus playas.

La Generalitat Valenciana desdoblará la carretera CV-32, conocida como Gombalda, entre Museros y Massamagrell para mejorar la seguridad vial y reducir las retenciones de tráfico. Así lo ha anunciado el conseller de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad, Arcadi España, esta mañana en la presentación del proyecto junto a la alcaldesa de Museros, Cristina Civera; el alcalde de Massamagrell, Paco Gómez, y el alcalde de Massalfasar, Higinio Yuste.

El proyecto incluirá dos pasos superiores, uno sobre la glorieta entre Museros y Massamagrell y otro sobre la línea de metro Aeroport-Rafelbunyol, un cari bici y una pasarela sobre la CV-32, así como una serie de pantallas para evitar la contaminación acústica debido a la proximidad de las zonas urbanas. El presupuesto de licitación asciende a más de 15,5 millones de euros y el plazo de ejecución será de 24 meses.

Como ha señalado el titular de Obras Públicas, con este proyecto “la Conselleria da respuesta a una demanda histórica de los vecinos y vecinos de estos municipios y cumple con dos objetivos prioritarios de la Generalitat, incrementar la seguridad vial y facilitar una movilidad más sostenible como medio de transporte y no solo como una alternativa al ocio o al deporte”.

La carretera CV-32 ‘Eix de la Gombalda’ conecta transversalmente la V-21, acceso norte a València, con la A-7 (By-pass). Asimismo actualmente, pasan por este tramo alrededor de 19.000 vehículos al día, y cerca de un 11,8% son pesados, por tanto es una zona donde se producen frecuentes retenciones de tráfico en las horas puntas.

“Se trata del último tramo que faltaba por duplicar de esta carretera que supondrá el descenso de las retenciones de tráfico que se producen en horas punta al mejorar capacidad de la vía” afirma España. Asimismo con esta duplicidad se conseguirá disminuar los tiempos de desplazamiento que para el conseller significa “incrementar la calidad de vida de la ciudadanía a la vez que se da un impulso al desarrollo de la economía”.

Por su parte, la alcaldesa de Museros, Cristina Civera, ha hecho una “valoración positiva” del proyecto porque el Consell “ha aceptado la petición del Ayuntamiento para que el cruce y la comunicación entre pueblos fuese lo más segura posible” porque según explica “desgraciadamente, más de un vez se han tenido que lamentar accidentes”.

Asimismo Civera ha asegurado que “a partir de ahora los vecinos y estudiantes que cruzan habitualmente hasta Massamagrell lo podrán hacer de forma segura conjuntamente con un carril ciclopeatonal, una clara apuesta por potenciar políticas de movilidad sostenible”.

El alcalde de Massamagrell, Paco Gómez, ha indicado que con estas obras “se va a dar salida a una vieja reivindicación y se facilitará el enlace entre la A-7 y la V-21″. “Para Massamagrell es una gran alegría que por fin se vaya a duplicar el tramo de carretera de dos kilómetros que afecta en gran mayoría a Museros, pero que repercute mucho en nuestra localidad” ha manifestado el primer edil.

Construcción de un carril bici

En este sentido, el proyecto incluye la construcción de un carril bici paralelo a la carretera por el lado norte, con dos pasos inferiores que conecta con la zona urbana de Museros y da continuidad al camino peatonal entre este municipio y la CV-3171, utilizado para acceder al instituto de Massamagrell desde Museros.

La conexión del carril bici con la vía ciclo-peatonal de la CV-300 se efectuará por una pasarela sobre la CV-32 y se eliminará el paso peatonal a nivel que resulta peligroso por el elevado tráfico de vehículos pesados. 

La obra consiste en duplicar la CV-32 entre la conexión con la CV-300 para enlazar con el tramo oeste ya desdoblado. La sección transversal del nuevo desdoblamiento incluye dos carriles de 3.50 m de ancho, arcén exterior de 2.50 m e interior de 1.00 m. Además, en los tramos en que resulta necesario, se ejecutará una vía de servicio para acceso a las propiedades colindantes.

Pasarela ciclopeatonal en Massalfassar

Por otra parte, el conseller Arcadi también ha presentado la construcción de una pasarela ciclopeatonal sobre la V-21 en Massalfassar con una inversión de más de un millón de euros que eliminará las barreras arquitectónicas y mejorara la accesibilidad hasta las playas, así como la seguridad para los peatones y ciclistas.

Este proyecto creará un “eje fundamental de vertebración” de los municipios del norte de València, que no solo permitirá conectar Museros, Massamagrell y Massalfassar con sus playas, sino que une a la Calderona con el mar por el eje de la CV-32, tal y como ha explicado el titular de Obras Públicas.

Para el alcalde Massalfassar, Higinio Yuste, es una “alegría que por fin llegue” la construcción del puente para que “los vecinos y vecinas puedan cruzar a pie o en bici y llegar así hasta la playa” porque según indica “es una necesidad histórica” dado la difícil accesibilidad que presenta la zona con las vías del tren y el polígono por el medio.

Este eje vertebrador será cofinanciado por la Unión Europea a través del Programa Operativo del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) de la Comunitat Valenciana 2014-2020.

CatalanSpanish