La deuda de la Comunitat se reduce en 771 millones pero sigue en 53.049 millones

El territorio valenciano se sitúa como el más endeudado según su PIB alcanza ya el 47%

El conseller de Hacienda y Modelo Económico, Arcadi España, ha vuelto a reiterar esta mañana la “urgencia y necesidad” de que el Gobierno central asuma “a la mayor brevedad posible y antes de que se consoliden las subidas de los tipos de interés, las deudas públicas derivadas de la infrafinanciación que acumulamos las autonomías peor financiadas y que están poniendo en riesgo la sostenibilidad de nuestro estado del bienestar”.

Arcadi España se ha pronunciado en estos términos tras darse a conocer los datos de endeudamiento de las comunidades autónomas hechos públicos hoy por el Banco de España en relación al primer trimestre de 2022 y en el que, por primera vez en los últimos años, la Comunitat Valenciana ha reducido su endeudamiento un 1,43% hasta los 53.049 millones de euros, 771 millones menos que al cierre de 2021, cuando se situó en los 53.820 millones de euros.

De hecho, la Comunitat Valenciana es la segunda autonomía en la que más se ha reducido el endeudamiento en términos absolutos y su ratio de endeudamiento ha caído en 1,8 puntos al pasar del 47,8% del PIB al cierre de 2021 al 46% en el primer trimestre de 2022.

“La sostenibilidad de nuestras cuentas está en juego por un modelo injusto y no por la gestión de los gobiernos de la Generalitat, que únicamente hemos cumplido con nuestra obligación de garantizar unos servicios fundamentales de calidad a los cinco millones de valencianos y valencianas”, ha defendido.

El conseller de Hacienda ha recordado que, según los últimos informes de la Sindicatura de Comptes y del IVIE que señalan que más del 70% de la deuda de la Comunitat Valenciana se deriva directamente de la infrafinanciación, “la ratio de endeudamiento de la Generalitat se situaría apenas 10,6%, muy lejos del 47,8% con el que la Generalitat cerró el ejercicio 2022”.

En cualquier caso, esta reducción, ha indicado el responsable de Hacienda, se debe mayoritariamente a la disminución de operaciones de deuda a corto plazo de la Tesorería, así como a las amortizaciones y vencimientos de deuda a largo plazo que han sido refinanciadas con recursos propios y no a través del FLA, que se formalizó en el mes de mayo, por lo que no ha generado mayor endeudamiento.

No obstante, ha asegurado Arcadi España, “los esfuerzos de la Generalitat por una gestión más sostenible de nuestro endeudamiento no serán posibles si no acabamos con un sistema de financiación, caduco e injusto, que nos obliga permanentemente a aumentar nuestra deuda para poder seguir garantizando los servicios fundamentales a los valencianos y valencianas”.

Avanzar en el nuevo modelo de financiación

En este sentido, Arcadi España ha reiterado al Gobierno y a la oposición “altura de miras para avanzar y acordar de forma inmediata un nuevo modelo de financiación que garantice suficiencia y equidad a todas las comunidades autónomas y acabe con la discriminación actual”, pero también “que se pongan en marcha cuantos instrumentos sean necesarios para abordar desde ya el cambio de titularidad de la parte de la deuda de las autonomías que se han generado como consecuencia de la infrafinanciación, lo que nos convertiría de nuevo en una administración eficiente y sostenible financieramente”.

“No hemos sido los gobiernos de la Generalitat los responsables de una deuda que alcanza ya el 47% de nuestro PIB, sino que es responsabilidad exclusiva de un modelo de financiación que nos ha dejado sistemáticamente a la cola en financiación per cápita”, ha señalado Arcadi España.

De hecho, el responsable de Hacienda ha reclamado a todas las fuerzas políticas “abordar y corregir el actual modelo de financiación si no queremos persistir en esta injusticia que nos obligará, además, a aumentar nuestro endeudamiento y, por tanto, a destinar cada vez más recursos a hacer frente al pago de intereses por una financiación que debería llegar a nuestras arcas públicas sin coste alguno”.

ValenciàEspañol