La Diputación avalará con 50.000 euros las exhumaciones de víctimas del franquismo

El proyecto de 2020 recuperó los restos mortales de 36 víctimas del franquismo en el cementerio civil de Castelló

La Diputación de Castellón subvencionará con 50.000 euros las nuevas campañas de exhumaciones que emprenda en 2021 el Grup per la Recerca de la Memòria Històrica en el cementerio civil de Castelló. Lo ha anunciado la diputada provincial, Tania Baños, en el transcurso de la reunión que ha mantenido con representantes de esta asociación, a los que ha trasladado “el firme propósito del equipo de gobierno” de José Martí de renovar su compromiso con la Memoria Democrática porque afirma que “es una medida que busca potenciar este área y las políticas reparadoras que impulsa”.

Esta inversión da continuidad a la realizada en 2020, “el año en el que se pudieron recuperar los restos mortales de 36 represaliados por el franquismo” con las aportaciones de la Diputación con un valor de 50.000 euros, y el Ayuntamiento de Castellón con 35.000 euros.

Baños ha explicado que “para la nueva Diputación progresista de Castellón resulta fundamental consolidar e institucionalizar las políticas que se impulsan desde este departamento para garantizar que en el futuro la Memoria continuará estando presente en la agenda de la institución, gobierne quien gobierne”. 

Subvenciones para ayuntamientos

La diputada también ha recordado que los presupuestos de la Diputación de #ReactivemCastelló para 2021 contemplan “un importante incremento presupuestario para políticas de Memoria”, hasta alcanzar la cifra de 170.000 euros. Esta partida, además de la contribución a una nueva campaña de exhumaciones, contempla la apertura de una línea de subvenciones para ayuntamientos.

Para Baños, “la Memoria es una tarea que necesitamos consolidar, las instituciones y los cargos públicos tenemos que hacer piña para evitar que los enemigos de estas políticas, que están muy bien organizados, sigan amedrentando con querellas a concejales, alcaldesas y alcaldes con la intención de impedir que las generaciones actuales conozcan la historia tal como ocurrió y evitar que las víctimas del franquismo recuperen la dignidad de la que en su día fueron despojadas”.

CatalanSpanish