Fotur y la CEOH denuncian las actuaciones policiales en discotecas por el pasaporte covid

Más de veinte agentes entraron a las discotecas valencianas para comprobar si se cumplía la normativa del pasaporte covid

La Federación de Ocio, Turismo, Juego, Actividades Recreativas e Industrias Afines de la Comunitat Valenciana (Fotur) denuncia, a través de un comunicado, «las actuaciones policiales realizadas la madrugada del sábado sobre los locales de ocio y discotecas de la Comunitat Valenciana».

Según explican, «una fuerza policial de más de veinte agentes antidisturbios realizó inspecciones» en discotecas como Cream, Salome, Indiana o Rumbo, donde comprobaban si se llevaba el certificado y si se empleaban mascarillas. Este despliegue conllevaba la paralización de la actividad en plenas sesiones.

«Dichas actuaciones son totalmente desproporcionadas y propias de un estado policial represivo, atentando contra el principio de libertad de empresa y las libertades individuales de nuestros usuarios y clientes», subrayan desde la Federación. 

Desde la Federación han querido remarcar que, aunque las puertas de los locales de ocio están siempre abiertas para las fuerzas de seguridad, «estas actuaciones se deben realizar de manera discreta y no de forma  coercitiva», por lo que concluyen que rechazan este tipo de actuaciones.

La CEOH también se manifiesta

Esta misma mañana la Coordinadora Empresarial de Ocio y Hostelería de la Comunidad Valenciana (CEOH) ha dirigido sendos escritos al Director General de la Agencia de seguridad , José María Ángel ,y al concejal de Seguridad del Ayuntamiento de Valencia, Aaron Cano, para transmitirle su sorpresa e indignación por el dispositivo que la policía autonómica y la Policía Municipal realizaron durante la noche del sábado contra las discotecas de la ciudad de Valencia, interrumpiendo su actividad y reclamando la identificación del público, recordando el tono y el estilo de las redadas de las brigadas de la policía político social del franquismo.

El dispositivo dirigido a controlar la implantación del certificado COVID en los locales de ocio resulta absolutamente inoportuno e incalificable. Además, se produce en el primer fin de semana de implantación de este nuevo sistema que tantos dolores de cabeza y dificultades está provocando los locales de ocio, teniendo en cuenta que la aplicación oficial para leer los certificados apenas ha sido distribuida con 48 horas de antelación a su entrada en vigor y se han producido serios fallos de comunicación a la ciudadanía para hacer entender su importancia.

En este contexto, y en un momento en el que los locales de ocio han demostrado altura de miras a la hora de asumir la implantación de los certificados como mecanismo para promover la seguridad sanitaria y la lucha contra la enfermedad, se castiga a los locales de ocio con una actuación policial desproporcionada, cuando lo necesario hubiera sido contar con el apoyo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para promover entre la ciudadanía la necesaria concienciación sobre el uso del pasaporte COVID.

Por todo lo anterior, y tras los 20 meses de sacrificios y restricciones sufridos por el sector del ocio y los espectáculos y de injusta estigmatización como culpables de la pandemia, teniendo en cuenta que estábamos cerrados en muchos de esos momentos, ahora se nos persigue y se nos señala cómo supuestos culpables e incumplidores. Todo ello, en un momento en el que el inicio de la campaña navideña, de sus compras y de sus cenas de empresa, hacen necesaria la colaboración público-privada entre los sectores económicos y la administración para abordar globalmente el reto de la Navidad en lugar de perseguir y machacar la actividad económica, profesional y empresarial del sector que más ha sufrido las consecuencias económicas de la pandemia.

Por todo lo dicho, esperamos poder mantener con carácter urgente durante la próxima semana una reunión de trabajo que evite estas actuaciones desafortunadas de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad y  del dispositivo diseñado por sus responsables políticos.

ValenciàEspañol