Marco reivindica la autonomía y la financiación en el Fondo de Cooperación Municipal

La alcaldesa destaca el papel del municipalismo como ente gestor y la importancia de blindar la cooperación institucional.

La alcaldesa de Castelló, Amparo Marco, ha comparecido en la Comisión de Justicia, Gobernación y Administración Local de Les Corts Valencianes, en el debate con motivo del Proyecto de Ley del Fondo de Cooperación Municipal, en el que ha abordado el papel que juegan y deben jugar los municipios y los ayuntamientos en el desarrollo de las políticas públicas valencianas.

Marco ha destacado “la autonomía y la financiación” como elementos clave que se articulan en el Fondo de Cooperación Municipal, que debe incidir en el cumplimiento de los objetivos para los que se concibió, que son prestar a los municipios la asistencia económica para mejorar sus recursos; y contribuir a los servicios desarrollados desde la Administración municipal a pesar de ser competencia de otras organizaciones.

“El Fondo de Cooperación Municipal es un acto de justicia que ha de suponer un punto de inflexión en la relaciones de las administraciones públicas. Queda claro el valor estratégico de lo local. Y hay que aprovechar esta coyuntura para dar el definitivo impulso al municipalismo”, ha explicado la alcaldesa. “Pero es necesario persistir. Y un medio para alcanzar ese objetivo es la consagración del Fondo de Cooperación de los Municipios y Entidades Locales Menores de la Comunitat Valenciana”, ha apuntado.

En este sentido, Marco ha recalcado que “hay que reivindicar con fuerza la financiación autonómica justa, pero en el mismo debate es necesario incardinar la exigencia de una financiación local justa”. “El anteproyecto de ley que ahora se tramita profundiza en la defensa de la segunda descentralización. La Generalitat demuestra su vocación municipalista y otorga a lo local el reconocimiento político y administrativo que se ha ganado”, ha remarcado.

En la misma línea, la alcaldesa ha incidido en que “los ayuntamientos necesitan estabilidad financiera para afrontar los retos de la gestión” y ha defendido el nuevo proyecto de ley.

“No se puede estar en manos de la discrecionalidad, de la eventualidad de la coyuntura política, ni de las tentaciones clientelistas que pudiera tener algún gobierno en el futuro. Por eso, queremos blindar la cooperación institucional; queremos acabar con los desequilibrios y desigualdades; y queremos reforzar el municipio como gran ente gestor de las políticas del bienestar”, ha enumerado la primera edila.

“El proyecto de ley señala que los municipios y las entidades locales menores podrán destinar los recursos que reciban al desarrollo general de sus competencias, sin vinculación a un objetivo o finalidad concreto. Compartimos esa apuesta por la autonomía local, por la capacidad plena de los municipios y también abogamos por un papel cooperador de las diputaciones”, ha dicho. Respecto a las diputaciones, Marco ha resaltado el compromiso de la Diputación de Castelló en este nuevo modelo de financiación municipal.

Además, la alcaldesa ha destacado el Plan Resistir como ejemplo de cooperación entre administraciones para contrarrestar los efectos de la pandemia. Y ha destacado que el Ayuntamiento de Castelló ha implementado medidas directas e indirectas para contener los efectos en la economía productiva y en las economías domésticas por valor de 12,3 millones de euros, reivindicando así el papel del municipalismo y de una financiación justa que les permita hacer frente a las necesidades de la ciudadanía.



CatalanSpanish