La concesión de Medallas de Oro y el nombramiento de Francisco Michavila como Hijo Predilecto, unanimidades de un caldeado pleno en Castelló

La entrega de las Medallas de Oro y del nombramiento tendrá lugar en el marco de las celebraciones con motivo del aniversario de la fundación de la ciudad, el próximo 9 de septiembre en el Teatro Principal de Castelló.

El pleno del Ayuntamiento de Castelló ha aprobado este jueves por unanimidad la concesión de tres Medallas de Oro de la ciudad a la sociedad castellonense por su actitud ejemplar durante la pandemia, al Club Deportivo Castellón en el centenario de su fundación y a la Societat Castellonenca de Cultura por el centenario de su constitución.

Asimismo, ha habido unanimidad en el nombramiento como Hijo Predilecto de la ciudad de Francisco Michavila Pitarch. Tras la aprobación plenaria de hoy, el acto de entrega de las Medallas de Oro y del nombramiento tendrá lugar en el marco de las celebraciones con motivo del aniversario de la fundación de la ciudad, el próximo 9 de septiembre en el Teatro Principal de Castelló.

Estas decisiones acordadas previamente y ratificadas en el Plenario ordinario de julio conformaron la parte más amable de un pleno en que la moción de los populares de poner el nombre de el asesinado Miguel Angel Blanco a un vial levantó ampollas al intercambiarse acusaciones entre las bancadas de gobierno y oposición recriminando la ausencia de algunos concejales en los minutos de silencio conmemorativos del último aniversario.

Alusiones y insinuaciones que incomodaron y enrarecieron el ambiente de un pleno monótonamente previsible donde la gestión de los recursos económicos y la cansina repetición de los ítems de siempre coparon una parte importante de los turnos de debate, en general, de productividad limitada.

Reconocimientos

En cuanto a las distinciones, desde el equipo de gobierno recordaron que con la Medalla de Oro para la sociedad castellonense por su actitud ejemplar durante la pandemia, el Ayuntamiento hace su reconocimiento a la sociedad de Castelló por su esfuerzo, que se une al acto público del 10 de septiembre de 2021, con motivo del 770 aniversario de la fundación de la ciudad.

En cuanto a la Medalla de Oro para el CD Castellón, se enmarca en la celebración del centenario de su fundación, que se cumplió el pasado 20 de julio. El consistorio se suma así a los diferentes actos programados para celebrar la efeméride y reconocer su dilatada trayectoria profesional, el compromiso social con el pueblo de Castelló y por mantener vivo el sentimiento de la afición albinegra, que generación tras generación ha estado apoyando al club de fútbol de su ciudad, celebrando sus éxitos futbolísticos y también infundiendo su ánimo y cariño cuando ha sido necesario.

Respecto a la Medalla de Oro para la Societat Castellonenca de Cultura viene motivada por el centenario de su constitución, el 15 de marzo de 2020. Por ello, el Ayuntamiento quiere significar su contribución al desarrollo cultural de la ciudad. La Castellonenca tuvo entre sus objetivos desde siempre la constitución, estudio y difusión de los valores artísticos y culturales valencianos y en particular los de la provincia de Castellón. En este tiempo, ha promovido y realizado numerosas investigaciones históricas y filológicas, y ha fomentado e impulsado la creatividad artística y literaria. En 1932 convocó la Asamblea de Escritores Valencianos que adoptó las normas gramaticales conocidas como las Normes de Castelló. Desde su creación ha publicado un prestigioso boletín y centenares de publicaciones.

En el caso del Hijo Predilecto, el nombramiento distingue la contribución de Michavila a la mejor imagen pública y reputación social de Castelló. Nacido el 12 de diciembre de 1948 en Castelló, es ingeniero de Minas, doctorado por la Universidad Politécnica de Madrid, donde ha sido director de la Escuela Técnica Superior de Minas y catedrático de Matemática Aplicada.

Fue rector fundador de la Universitat Jaume I (UJI), en 1991, y ha dedicado su vida profesional al servicio de la educación, desde la que ha promovido la universalización de una formación de excelencia como vía para el desarrollo integral de la sociedad. Ha sido consejero de Educación en la representación permanente de España ante la OCDE, la Unesco y el Consejo de Europa y tiene la Gran Cruz de la Orden de Alfonso X el Sabio

ValenciàEspañol