El personal médico del interior de Castellón cambia el coche por la bicicleta

CSIF denuncia que profesionales sanitarios de zonas como l’Alcalatén o el Maestrat deben asumir de su bolsillo los gastos en combustible.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios CSIF ha señalado que, con el fin de reducir costes, personal sanitario que trabaja en consultorios y Puntos de Atención Continuada (PAC) del interior de la provincia se ha visto obligado a cambiar el coche por medios alternativos de transporte como la bicicleta para atender urgencias o avisos domiciliarios.

“El hecho de que el Consell siga sin dotar de vehículos sanitarios a estos centros y el alza que ha experimentado el precio de los combustibles hacen que muchos profesionales que trabajan en centros de comarcas como l’Alcalatén o el Maestrat ya no puedan seguir asumiendo de su propio bolsillo los gastos que suponen los desplazamientos para realizar su trabajo”, han indicado desde CSIF.

Según han explicado desde la central sindical, “esta situación se agravará durante los meses de verano, ya que los profesionales sanitarios de estas zonas deben asumir los pacientes de los compañeros de los consultorios ubicados en municipios vecinos cuanto éstos se encuentran de vacaciones, lo que encarecerá aún más el gasto en combustible que deben afrontar actualmente”.

“Estos costes añadidos implican además que cada vez son menos los profesionales sanitarios interesados en acudir a trabajar estas zonas, ya que les supone un gasto adicional y un agravio comparativo respecto al personal que trabaja en municipios con mejores comunicaciones o donde las distancias para atender a pacientes son menores, ya que no hay masías o núcleos poblacionales diseminados a los que hay que desplazarse con frecuencia para prestar servicios sanitarios”.

“Desde CSIF pedimos a la Conselleria de Sanitat que, además de dotar de una vez los PAC de Forcall, Morella, Sant Mateu, la Pobla de Benifassà, Atzeneta, Vistabella, Albocàsser, Lucena del Cid, Villahermosa del Río, Villafranca del Cid y Montanejos con los 4×4 que prometió en 2018; y a Alcalà de Xivert, Alcossebre, Vinaròs y Benicarló de los cuatro vehículos gasolina de cinco plazas que también siguen pendientes, tome medidas para subvencionar los costes de combustible a los profesionales sanitarios que, en el desempeño de sus tareas diarias, deben realizar desplazamientos adicionales con su propio vehículo para garantizar una atención de calidad a sus pacientes en estas zonas básicas de salud”, han reclamado desde la central sindical.

ValenciàEspañol