jueves, 30 mayo 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

Cerca de 370 niños y niñas de Orriols participan en 9 proyectos de atención a la infancia

Isabel Lozano: ‘este programa, en el que vamos a destinar 300.000 euros, además de trabajar la parte educativa de los menores va a fomentar un ocio educativo y saludable para el conjunto de la familia’

El Ayuntamiento de València través de la concejalía de Servicios Sociales ha destinado 300.000 euros a financiar el programa de ayuda “Infancia Orriols”, uno de los barrios que acoge a mayor número de familias en situación de vulnerabilidad de la ciudad.

El programa se compone de nueve proyectos, de los cuales ya están en marcha tres, en los que van a participar cerca de 370 niñas, niños y adolescentes del barrio.

Según ha afirmado la concejala de Servicios Sociales, Isabel Lozano, “este programa está generando y propiciando la coordinación entre los servicios sociales municipales y las propias entidades del barrio, que trabajan con los más pequeños. Además, se trata de un programan de intervención comunitaria, en la que trabajan de manera directa estas entidades afincadas en el barrio”.

“Los diferentes programas que hemos puesto en funcionamiento abordan asuntos tan importantes a corto, medio y largo plazo como “el fracaso y el absentismo escolar, las dificultades y la infancia vulnerable o las alternativas de ocio”, ha resaltado Lozano, para quien el objetivo de este programa es, en última instancia “prevenir situaciones de vulnerabilidad y dar oportunidades de futuro a estos y estas jóvenes, y sus familias”.

Ya está en marcha el  proyecto “Aulas compartidas”, en el que participa la Fundación María Auxiliadora, destinado a alumnos de entre 14 y 16 años, cuyo objetivo es la prevención del absentismo escolar y mejorar la asistencia, el comportamiento y el rendimiento académico de los alumnos.

También ha comenzado el proyecto “No soy sin ti”, que se ha llevado a cabo junto a la Fundación Altius Francisco de Vitoria. Se trata de un programa de inserción social de menores con medidas o menores en riesgo de amenaza de conductas delictivas, en la que van a participar 10 personas de enero a agosto de este año. Se va a trabajar a través de sesiones individualizadas para el desarrollo personal y psicosocial a través de  la orientación y la formación, con prácticas en empresas.

El programa “Infancia Orriols” trabaja con la premisa fundamental de trabajar en red, algo fundamental a la hora de vertebrar un sistema que permita que las entidades del barrio se coordinen a fin de no duplicar proyectos y responder a las necesidades detectadas desde una visión integral de barrio.

Proyectos

Para el 2023 se van a iniciar 7 proyectos más, desarrollados por las entidades del barrio. Lozano ha destacado la importancia que van a tener estos proyectos para “fomentar un ocio educativo y saludable para el conjunto de la familia”.

Para la concejala “es importante ofrecer el ocio familiar como alternativa a otro tipo de prácticas mucho menos saludables, algo que es especialmente útil e interesante para familias desestructuradas y vulnerables, como las que nos encontramos en el barrio”.

El proyecto “Allons-y”, ofrecido por YMCA, va a trabajar con adolescentes de 12 a 16 años vulnerables, a los que se les va a enseñar a gestionar su tiempo libre educativo.

La fundación Altius Francisco de Borja de Vitoria va a coordinar un proyecto social y deportivo, que va a ofrecer diferentes modelos de ocio y tiempo libre alternativo a los menores y sus familias.

Por su parte el proyecto “Escuela de familias”, ofrecido por la Fundación Iniciativa social en educación, apoya a las familias proporcionando habilidades que contribuyan a su bienestar y favorezcan la resolución de conflictos. El proyecto proporciona, además, un servicio de acompañamiento y planificación familiar.

“Educa y juega “es un proyecto de acompañamiento educativo, alternativas de ocio y tiempo libre y apoyo escolar ofrecido por la asociación Orriols Convive, dedicado a menores de entre 7 y 15 años. La Fundación Fisat  llevará a cabo un aula de atención al alumnado expulsado y amonestado, mediante un espacio que favorece la reflexión sobre las actitudes que han llevado a los niños y niñas al aula, así como, la continuidad en sus tareas académicas que favorezca el retorno adecuado al centro educativo. Esta fundación que trabaja en el barrio de Orriols, se encargará además de un proyecto en el cual llevarán a cabo diferentes acciones de sensibilización y prevención en centros educativos.

Últimas noticias

Contenido relacionado