El PPCS pide “alternativas sostenibles” para asegurar el empleo a las 25.000 familias de Castellón que viven de la cerámica

El secretario general del PPCS, Salvador Aguilella, reclama diálogo y soluciones para “regularizar el sector energético sin cargas y promoviendo inversiones"

El Partido Popular de Castellón ha vuelto a reclamar al Gobierno de Pedro Sánchez la búsqueda de medidas económicas para “garantizar el futuro de las más de 25.000 familias de Castellón que viven directamente de esta actividad”.

Para Salvador Aguilella, secretario general del PPCS en la provincia, “la imposición del PSOE y sus socios, que han roto cualquier propuesta de diálogo lanzada desde el sector, amenaza con la deslocalización de un tejido empresarial clave para nuestra provincia. El que alimenta y garantiza el futuro y las oportunidades de miles de castellonenses”. 

El pasado 24 de mayo, la presidenta provincial del PPCS, Marta Barrachina, mantuvo una reunión de trabajo con el presidente de la patronal cerámica ASCER, Vicente Manuel Nomdedeu, y su secretario general, Alberto Echavarría. “El objetivo es garantizar futuro a un sector que es sinónimo de trabajo y nómina para los vecinos de nuestra provincia. Y creemos que hay alternativas que pactadas, negociadas y aplicadas pueden evitar que el sector se vea obligado a buscar otros territorios dejando huérfana a la provincia”.

Y este escenario “exige una solución inmediata”. De hecho, en solo dos semanas el pasado junio se registró un incremento del 12% de los costes del gas que ataca directamente “a la competitividad del sector” que debe lidiar, asimismo, con una subida del precio de la electricidad. “Hemos de caminar hacia energías renovables y alternativas, pero a la vez es posible facilitar un camino que con rebajas que flexibilicen los costes al sector y con medidas fiscales que permitan nuevas inversiones”. 

Ley de Cambio Climático y Transición Energética

“Porque la nueva Ley de Cambio Climático y Transición Energética que promueve el PSOE multiplica por cinco los costes para el sector y grava los derechos de emisiones que también están en precios máximos, debido a que se fijan en un mercado especulativo donde se compran y venden derechos para hacer subir su precio”. 

Desde el PP, “vamos a seguir al lado del sector cerámico y de todos sus trabajadores. Y solicitamos una correcta regularización del sector energético y que no se apliquen cargas adicionales al sector, que se aplique medidas fiscales que promuevan nuevas inversiones, y que se deje de especular con el mercado de derechos de emisiones del CO2”.

CatalanSpanish