La concejalía de vivienda de Castelló se une a la nueva unidad antidesahucios de la Generalitat

Este servicio se sumará al Protocolo Municipal del Ayuntamiento, que frenó en 2020 el 90 % de los desalojos recibidos

La Concejalía de Vivienda del Ayuntamiento de Castelló colaborará con la nueva unidad antidesahucios que ha creado la Vicepresidencia Segunda de la Generalitat y Conselleria de Vivienda para atender las situaciones de emergencia habitacional. El servicio autonómico contará con un equipo multidisciplinar que cooperará con el Ayuntamiento a través de la Xarxa Xaloc de Vivienda.

“Tenemos el reto de garantizar el derecho constitucional a la vivienda y dar respuesta a los desahucios que se registran debido a los problemas económicos de muchas familias. Desde el Ayuntamiento contamos con un protocolo de desahucios municipal que permite frenar los desahucios en situaciones de mayor gravedad, y ahora contaremos con la primera unidad específica que crea la Generalitat para ampliar la atención ante los desahucios”, explica la concejala de Vivienda, María Jesús Garrido.

La unidad antidesahucios del Consell tiene el objeto de dar respuesta integral a los casos de emergencias habitacionales mediante su coordinación con los servicios territoriales y con la red de oficinas de vivienda Xaloc en los diferentes municipios y mancomunidades. El Ayuntamiento de Castelló ultima su adhesión a la Xarxa Xaloc de Vivienda, una medida que ha puesto en marcha la Conselleria de Vivienda y que reforzará los recursos municipales en materia de atención social y rehabilitación.

Cabe recordar que el Ayuntamiento, a través del protocolo municipal antidesahucios frenó en 2020 temporalmente el 90% de órdenes de desalojo recibidos y adjudicó tres pisos municipales a familias en una situación de extrema vulnerabilidad. El protocolo firmado con la Audiencia Provincial comporta una suspensión del lanzamiento de uno a tres meses mientras se busca una alternativa habitacional o se tramitan ayudas en alquiler.

CatalanSpanish