La reforma de la avenida Pérez Galdós convertirá el túnel en un depósito de lluvia

La futura avenida contará con dos carriles por sentido, aceras más amplias para el peatón y un carril bici bidireccional de 3 metros

La remodelación definitiva de la avenida Pérez Galdós y Giorgeta suprimirá el túnel que atraviesa este artería de la ciudad y lo convertirá en un depósito urbano como reservorio y tanque de tormenta. Así lo ha anunciado la vicealcaldesa y concejal de Desarrollo Urbano, Sandra Gómez, en la rueda de prensa de este jueves donde ha presentado el ganador del concurso para la reurbanización de la avenida, el proyecto Arrels.

Esta propuesta ha sido la escogida por su “originalidad e innovación”, así como por crear “un gran eje de biodiversidad”, según ha explicado Gómez. Además propone dos carriles por sentido para el tráfico, un carril bici bidireccional de unos 3 metros que se colocará en el lado norte de la avenida y aceras más amplias y accesible como “lugares de encuentro”.

En este sentido, propone un “corredor verde” que conecte el Jardín del Turia y el Parque Central que contará con espacios verdes, pasos de peatones diagonales y conexiones a lo largo del recorrido con los diferentes espacios y zonas para acabar “con la frontera” entre los barrios que supone el túnel.

Arrels, proyecto ganador Avenida Pérez Galdós | Ayuntamiento de València

“Esta es una de las grandes apuestas del Ayuntamiento, decidida y valiente, ya que apostamos por hacer una reurbanización potente que haga de una avenida antipática, insalubre e insegura, un espacio amable, saludable y accesible para toda la ciudadanía y que mejora la la calidad ambiental y acústica de la zona” ha señalado la vicealcaldesa, que también ha indicado que “es una obra muy representativa del modelo de ciudad que proponemos que recupera el espacio público para los peatones”.

Hasta antes de la remodelación provisional que se está ejecutando en la avenida Pérez Galdós y Giorgeta y que está prevista que finalice antes de terminar el verano, el espacio contaba con aceras estrechas y poco accesibles, un espacio inseguro desde el punto vial y no daba la calidad de vida y ambiental a los vecinos y vecinas.

La vicealcaldesa, Sandra Gómez, en la presentación del proyecto ganador Avenida Pérez Galdós | M.c

En total se habían presentado cuatro proyectos al concurso del Ayuntamiento de València, en el que el jurado ha seleccionado a tres de ellos, de los que ha salido el vencedor. Los equipos que han presentado cada proyecto se desvelarán la próxima semana cuando se abra los sobres de licitación.

Ahora los encargados de la propuesta Arrels tendrán un plazo de 6 meses y un presupuesto de 652.000 euros para redactar el proyecto definitivo, además deberán asumir la dirección de obra. La inversión total prevista es de 11.858.000 euros y con un plazo de ejecución de 18 meses.

ValenciàEspañol