L’Alcora ‘se rompe’, los tambores y bombos resuenan con fuerza en la vuelta de la Rompida de la Hora

El actor Víctor Palmero ha sido el encargado de dar los primeros toques como ‘Rompedor de Honor 2022’

Cientos de tambores y bombos han hecho retumbar este Viernes Santo l’Alcora en la vuelta a la normalidad de la Rompida de la Hora. Aunque nunca ha dejado de sonar, pues las dos últimas ediciones, a pesar de la pandemia, se celebró ‘desde el balcón‘, hoy lo ha hecho de nuevo en todo su esplendor desde la emblemática plaza España.

La ministra de Ciencia e Innovación, Diana Morant, el presidente de la Diputación, José Martí, la subdelegada del Gobierno, Soledad Ten, y las diputadas provinciales Ruth Sanz y Virginia Martí, son algunas de las personalidades que no han querido perderse esta importante cita.

Víctor Palmero ha sido el encargado de romper el silencio cuando las campanas del “Repés” han anunciado las doce del mediodía. Los primeros toques del actor, cuatro latidos en pleno corazón de la plaza, han dado vida al evento y, al instante, se han unido el resto de tamborileros, sonando al unísono y recreando con sus redobles los temblores que sufrió la Tierra cuando Jesucristo murió.

Una manifestación sonora multitudinaria que ha congregado a bombos y tambores tocados con sentimiento por centenares de personas venidas de toda la provincia, ataviadas con túnicas de diferentes colores y entremezcladas unas con otras, simbolizando una verdadera unión y hermanamiento entre todas.

Tras la rompida, se ha llevado a cabo la procesión de los tambores, capitaneada por los estandartes de las cofradías alcorinas y seguida por los estandartes y banderas del resto de cofradías participantes. Ha discurrido por diferentes calles del casco antiguo de la localidad hasta llegar a la plaza de la Iglesia, donde el párroco ha acogido a todos los tamborileros pronunciando unas palabras a modo de reflexión, recordando el significado del Viernes Santo. Posteriormente, el propio sacerdote ha vuelto a dar comienzo al estruendo sonoro.

Además de por su vertiente cultural y tradicional, la Rompida destaca también por su faceta solidaria. Este año se ha celebrado en beneficio de la asociación local Pas a pas y de las personas damnificadas por la invasión rusa de Ucrania. Así, hoy, los tambores y bombos han sonado con más fuerza, si cabe, para pedir la tan deseada y necesaria paz.

Declarada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la Unesco (junto con otras destacas tamborradas de España), Fiesta de Interés Turístico Autonómico de la Comunitat Valenciana y Bien de Interés Cultural, la Rompida de la Hora de l’Alcora es pionera en la provincia de Castellón y la Comunitat Valenciana.

Se trata de un acto organizado por la Hermandad del Santísimo Cristo del Calvario con el impulso de la asociación cultural ‘l’Alcora Tambor’, que aglutina a todos los tamborileros y tamborileras de la localidad. Un acto que trasciende las fronteras alcorinas y que sitúa a la capital de l’Alcalatén en el mapa mundial del patrimonio cultural.

Desde 1991 (primera Rompida de la Hora), cada Viernes Santo, a las 12 del mediodía, l’Alcora se rompe literalmente con la fuerza de cientos de bombos y tambores rasgando con su sonido el cielo y contagiando una emoción especial a todo aquel que se acerca a vivir y sentir este acto en primera persona.

ValenciàEspañol