El TSJCV implanta el toque de queda en El Puig

El TSJ da el visto bueno a la implantación del toque de queda en aquellos municipios que tienen una incidencia acumulada de casos por Coronavirus muy elevada.

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) aprueba el toque de queda en la Comunitat Valenciana. Tal y como adelantó el president de la Generalitat, Ximo Puig, durante el anuncio de nuevas medidas para frenar la expansión del Coronavirus el pasado jueves, se trata de “una medida excepcional y quirúrgica” que solo afectará a los municipios que tengan una incidencia acumulada de casos por Covid-19 muy elevada.

El pasado viernes la Generalitat envió la solicitud del toque de queda al TSJCV y la Sala de lo Contencioso-Administrativo dio traslado a la Fiscalía para que presente informe, con un plazo que concluía este lunes a las 12 horas.

Tras el informe de Fiscalía los jueces han deliberado y han decidido que se da el visto bueno a la misma: “entrará en vigor en el momento que la justicia señale también el calendario. Nosotros hemos propuesto dos semanas”, ha detallado el president de la Generalitat en una entrevista radiofónica que ha concedido esta mañana.

Puig ha insistido en que esta medida tiene el objetivo de “generar una atmósfera favorable para parar la reactivación de la pandemia”, sin embargo, preocupa el efecto que esta medida pueda tener en el sector económico, por eso, se implantará solo en aquellos municipios que estén en riesgo extremo de contagio.

Por otro lado, el president también ha querido destacar que las medidas que se implantaron el pasado sábado ya han tenido un efecto positivo durante el fin de semana: “se han reducido los contactos y es fundamental que continuemos así para llegar a agosto en la mejor condición posible”.

Es decir, que el cierre del ocio nocturno ya ha mostrado su efectividad, al menos en palabras de Ximo Puig. “En los espacios nocturnos y de confianza es cuando se producen los contagios, fundamentalmente entre los más jóvenes y por eso hay que tomar este tipo de medidas por mucho que nos duelan”, sentenciaba.

Municipios donde se implanta el toque de queda de nuevo

Tras el anuncio del TSJCV de que da el visto bueno a la implantación del toque de queda en 32 municipiospor su índice de contagio. Este es el listado de municipios que afecta en la provincia de València:

  • Alacuas
  • Alboraia
  • Almassera
  • Benaguasil
  • Benetuser
  • Benifaió
  • Bunyol
  • Burjassot
  • Catarroja
  • El Puig
  • Gandia
  • L’Eliana
  • Meliana
  • Mislata
  • Moncad
  • Paterna
  • Picanya
  • Sedaví
  • Silla
  • Tavernes Blanques
  • Utiel
  • Valencia
  • Vilamarxant
  • Xirivella

En la provincia de Alicante San Vicent del Raspeig, y de Castellón, Benicàssim también implantarán esta medida.

El Ayuntamiento de San Vicent del Raspeig ha sido notificado a través de la secretaria autonómica de Salud Pública, Isaura Navarro, de que San Vicent del Raspeig será uno de los municipios afectados por el toque de queda que va a decretar el Consell para limitar la movilidad nocturna y con ello tratar de frenar los contagios por coronavirus.

Se trata de una medida que según la Conselleria se va a tomar en aquellos municipios que presentan una incidencia acumulada de coronavirus, además de otros factores determinados como consecuencia de la actual situación sanitaria.

Por otro lado, el toque de queda no es la única novedad que ha resuelto el TSJCV, ya que la Generalitat pidió junto al toque de queda que se restringieran las reuniones sociales y familiares con un límite de 10 personas. El TSJCV también ha ratificado esta decisión.

Nuevas restricciones desde el pasado fin de semana en la Comunitat Valenciana

Estas medidas se unen a las restricciones que ya anunció el president el pasado jueves y que se implantaron el pasado fin de semana:

  • Hostelería: Se adelanta el cierre de los bares y restaurantes. Deberán dejar de servir cenas a las 00:00 y cerrar a las 00:30. Además, las mesas de la hostelería podrán estar ocupadas por un máximo de 10 personas en exteriores, y 6 personas en interiores.
  • Ocio nocturno: Cierre del ocio nocturno, aunque los locales podrán seguir funcionando como bares y cafeterías.
  • Reuniones sociales: se limitan las reuniones sociales, en el ámbito público y privado a un máximo de diez personas.
  • Espectáculos masivos: se reduce el aforo espacios abiertos de 4.000 a 3.000 espectadores, y en espacios cerrados pasa a ser de un máximo de 2.000 espectadores, frente a los 3.000 actuales.
  • Botellón: se va a tipificar con falta grave para aumentar la sanción a quien incumpla esta norma. Hasta 30.000 euros por incumplirla.
  • Venta de alcohol: Prohibida la venta de alcohol desde las 20:00.
  • Fiestas: No están permitidas las fiestas populares, ni los pasacalles o los desfiles.
  • Uso de la mascarilla: Aunque ha dejado de ser obligatoria al aire libre, el president ha recomendado “seguir utilizándola siempre”.
CatalanSpanish