Simplemente uno de los nuestros

El diputado Pau Ferrando dedica unas emotivas palabras a Joan Antoni Ginés, compañero de Compromís fallecido ayer súbitamente.

Cuesta mucha habla de la marcha de un amigo, y más de alguien como Joan Antoni Ginés Camahort.

Aparte de su valía personal, su bondad, su humor y su gran coro, que todos conocíamos, también hay que sumar el ser una persona maniática, perfeccionista, hasta el punto de ser enfermizo en el trabajo, eficiente como pocos y, sobre todo, honrada y solidaria.

Hace muchos años qué nos conocíamos. Una persona así no aparece de un día para otro. Recuerdo que fue una tarde al Pub Novecento en Benicasim, en un encuentro entre BEA, AdE y Entendimiento, para coordinar políticas entre sindicatos universitarios. Yo tenía diecinueve años. Desde entonces Joan Antoni siempre estuvo un referente para mí. Nacionalismo valenciano, ecologismo y justicia social. El que fue después lo Bloc donde me afilié en 2001. Y Ginés también estaba allí. Gente como él, como Miquel Torres, Inés Escoí, Enric Nomdedeu, Ali Brancal, Jose Antonio Casañ, Jordi Tàrrega, Josep Manel i David Guardiola, Domingo Ferrando, bien, y tantos otros. Gente que convierte un movimiento político en algo más personal. No todos tenemos qué ser exactamente iguales, pero si gente que da forma a una intención de querer participar en nuestra realidad de una manera determinada. Cómo decía Joan Antoni “esa gente que sabe como se llaman las montañas, los ríos, que conocen pueblo a pueblo nuestro territorio y se lo estiman, porque saber como se llaman las cosas es la base para valorarlas”. Y ahí empieza y se fondamenta nuestro nacionalismo. Estimaba la lengua, si, pero una cosa más. Estimaba la gente que vive en nuestras comarcas y las conocía muy bien, quizás más que nadie. En los miles de kilómetros que hemos hecho juntos en todo nuestra provincia, en nuestras conversaciones sobre historia, antropología, economía o sociología, siempre había una intención teleológica presente que se resume en una frase: cómo podamos que todo esto funciono?.

Cómo voy a añorar esas conversaciones a partir de ahora, amigo.

Era el hombre que necesitábamos en el lugar más adecuado. Por eso en 2018, convencí a Xavi Trenco porque Ginés formara parte del equipo de Compromís a la Diputación de Castelló. No me costó ni dos segundos que aceptara la idea. Xavi también es de las personas que saben valorar a nuestra gente. Después, recuerdo, fui a cenar con Joan, también estaba contento con el cambio y lo aceptó de buen grado. También sabía que era el hombre adecuado para un trabajo adecuado a sus convicciones. Cuando acabaremos la cena le comenté “el único que no te perdonaré nunca es que no me digas las cosas que hago mal”. Y así ha estado, hasta casi el último día.

La tarea de Joan Antoni ha estado impresionando. Tanto en el área de sostenibilidad, con su trabajo a los consorcios, en el Plan Integral del agua, como también en las reclamaciones que basura desde Compromís sobre las energías alternativas. Por mi parte le tengo que agradecer muchas cosas, especialmente el diseño del plan piloto de digitalización de empresas, tanto exitoso como esperanzador, y dos años de gobierno donde ha estado coordinando las políticas de nuestro grupo para hacerlas más trascendentes, efectivas y, sin lugar a dudas, irrefutablemente nuestras.

También podría hablar de cosas más personales. De proyectos que teníamos en común. De viajes que teníamos pendientes. Quería enseñarme Colombia, país que estimaba y donde dejó parto de su vida. De sus planes empresariales o políticos. De su ambición de ser parte de este valencianismo que compartíamos y su visión de una tierra que no es fácil, pero que es la nuestra. Es imposible desvincular a Joan Antoni Ginés, aquello que era, del País Valenciano. Porque es y será siempre, uno de los nuestros.

Adiós amigo, que la tierra te sea leve. Ya nos volveremos a ver.

Pau Ferrando
Pau Ferrando es concejal de Compromís por Benicàssim y miembro de la Diputación de Castellón
CatalanSpanish