València suma a las dos universidades públicas al reto de la misión climática

Joan Ribó apuesta por incorporar el mejor conocimiento y la investigación de vanguardia a la transformación de la ciudad como Capital Verde Europea

El Ayuntamiento de València ha firmado esta tarde sendos convenios con la Universitat de València (UV) y con la Universitat Politècnica de València (UPV) a fin de incorporarlas al proceso para conseguir la neutralidad climática en 2030.

El acto ha tenido lugar en el Salón de Cristal del Ayuntamiento donde el alcalde, Joan Ribó, la rectora de la UV M. Vicenta Mestre y el rector de la UPV, José E. Capilla han llevado a cabo la firma protocolaria en presencia del ministro de Universidades, Joan Subirats, y de otros miembros de la corporación municipal.

Joan Ribó en su intervención ha destacado que es “absolutamente fundamental incorporar el mejor conocimiento, la mejor ciencia y la investigación de vanguardia en todos los ámbitos de las políticas urbanas”. 

La firma de estos convenios – ha señalado el alcalde – tiene por objeto “establecer las bases de una colaboración estratégica y a largo plazo entre las universidades y la ciudad para incorporar el vector de la ciencia, la investigación y la innovación como elementos clave para el proceso de transformación de la ciudad hacia la neutralidad climática”.

Ribó ha recordado que en un contexto de emergencia climática, València “ha posicionado la misión climática en el centro de la Estrategia Urbana València 2030” y se está abordando como “proyecto de ciudad, no como proyecto del gobierno; hemos formulado la misión con un amplio apoyo político en el pleno municipal que incluye a los dos principales partidos de la oposición”.

Los dos convenios, con una vigencia de 4 años ampliables a otros 4,  tienen como objetivo crear un binomio entre ambas universidades y la ciudad que permita incorporar el vector de la ciencia, la investigación y la innovación como elementos clave para desarrollar el proceso de transformación de la ciudad.

Las universidades aportarán conocimiento, investigación y metodología de trabajo así como sus espacios educativos y los campus universitarios como puntos de referencia para la innovación y la neutralidad climática.

El alcalde de València ha recordado algunas de las iniciativas que ya han puesto en marcha las dos universidades públicas valencianas como el Living Lab climático de la Universitat Politècnica o las iniciativas de la Universitat de València para potenciar la compra pública y la alimentación saludable.

El convenio suscrito entre el Ayuntamiento y la Universitat Politècnica contempla, en su desarrollo, la creación de una comisión estratégica, una comisión operativa y una comisión de asesoría científica además de los llamados espacios de co-creación que tienen como objetivo hacer partícipe a la ciudadanía, articulando foros de diálogo y comunicando el valor social de los procesos de transformación urbana.

Por su parte, el convenio firmado con la Universitat de València contempla la creación de una comisión mixta de seguimiento así como grupos de trabajo que desarrollen cada una de las líneas estratégicas de colaboración.