Vendedores del Mercado Central de València presentan alegaciones a las obras de la Plaza del Ayuntamiento

El objetivo de los vendedores es garantizar el acceso de sus clientes a través tanto de transporte público como privado y el reparto de Servicio a Domicilio en el entorno.

La Asociación de Vendedores del Mercado Central de València ha presentado este viernes en el Ayuntamiento, a través de Registro de entrada, sus alegaciones a las obras de reurbanización de la Plaza del Ayuntamiento.

El objetivo es garantizar el acceso de los clientes desde los diferentes barrios de la ciudad y del ámbito metropolitano para que puedan realizar con normalidad sus compras en este recinto.

Bajo el título ‘Pensemos la Plaza’, se ha abierto el proceso participativo para el diseño de la plaza más emblemática de la ciudad, la Asociación de Vendedores del Mercado Central de València, como agente económico al que le afecta la futura urbanización de dicha plaza y vistos los diferentes proyectos expuestos, presenta las siguientes propuestas de mejora o alegaciones, que considera que deben ser tenidas en cuenta en las bases del futuro concurso público:

  • Paradas de taxi. El 75% de los clientes que vienen al Mercado Central, no son vecinos del mismo barrio, por lo que hay que facilitar al máximo el acceso por cualquier medio posible, entre ellos, el taxi. En la reciente urbanización de la plaza del Mercado no se han previsto paradas de taxi, siendo las más cercanas las ubicadas en la Avenida del Oeste y la Plaza del Ayuntamiento, parada necesaria para conectar con los residentes en la zonas norte y este de la ciudad. Las paradas de taxi ubicadas en la Avenida del Oeste solo las utilizan los clientes que acceden desde las zonas Avenida del Cid- Mislata, Campanar-Avenida de Burjasot-Benicalap y San Vicente-San Marcelino.
  • Reparto a clientes de Servicio a Domicilio. Dado que el 25% de los clientes del Servicio a Domicilio residen en los distritos postales 46601, 46003 y 46002, muchos de ellos -hogares y hostelería ubicados en la Plaza del Ayuntamiento-, es necesario un carril de tránsito o acceso a vehículos autorizados, para poder entregar diariamente la compra, que suele ser compra de peso y refrigerada cuando indique el cliente, en función del horario en que pueda recogerlo.
  • Carril bus y acceso en autobús. El Mercado Central de València no es un mercado de barrio, ya que presta servicio a toda la ciudad. El 7% de sus clientes, de zonas donde antes estaban conectadas por las líneas 28 y 81, lo han hecho habitualmente de modo presencial. El Mercado Central ha recibido un número creciente de solicitudes de clientes de las zona norte y este de la ciudad reclamando el acceso en autobús por la Plaza del Ayuntamiento o por San Vicente desde María Cristina hacia Padilla.
ValenciàEspañol