Vila-real lanza la campaña ‘No soy un juguete’ para concienciar sobre el regalo de mascotas

La Concejalía de Bienestar Animal ha lanzado una campaña de concienciación para pedir a la ciudadanía responsabilidad en la hora de regalar mascotas durante estas fiestas navideñas. La campaña lleva por lema ‘No soy un juguete. Piensa antes de regalar una vida’ y pretende “evitar que los animales que se regalan durante la Navidad puedan acabar después abandonados”.

Así lo ha explicado la regidora responsable del área, Miriam Caravaca, quien ha subrayado que “una mascota no es una diversión, ni un juguete, es un ser vivo que requiere de curas para garantizar su bienestar y es necesario un compromiso para asegurar la protección del animal”.

La regidora ha recordado que el Ayuntamiento trabaja de la mano de colectivos para la protección de los animales “porque una de nuestras prioridades es garantizar el bienestar de las mascotas y favorecer que todas aquellas que por desgracia han sido abandonadas puedan volver a tener un hogar”.

En este momento, la asociación SOS Mandada tiene a su cargo seis perros rescatados mientras que Gatos de Barrio cuida a 70 gatos abandonados, además de otros 35 que están en casas de acogida. Por otro lado, la empresa adjudicataria del servicio de recogida de animales acoge a cinco perros rescatados.

Caravaca remarca que “continuaremos trabajando, en colaboración con las asociaciones, para conseguir el abandono cero” por el que ha pedido “responsabilidad” para “evitar que las mascotas que ahora regalemos en Navidad puedan acabar en la calle dentro de unos meses”. Además, subraya que, “en caso de tener muy claro que se quiere regalar una mascota, siempre es mejor la adopción, porque estamos dando una segunda oportunidad a un animal abandonado”.

Hay que recordar que la Concejalía de Bienestar Animal, además de trabajar en diferentes iniciativas junto a colectivos como Gatos de Barrio o SOS Mandada, también ultima la adjudicación del nuevo contrato de recogida, mantenimiento, adopción, puesta a disposición de protectoras y sacrificio cero de animales de compañía.

Entre las novedades de este contrato, incorporará por primera vez el control de colonias felinas a través del método de Captura, Esterilización y Suelta (CES). El servicio, con un periodo inicial de dos años, pretende dar respuesta a las necesidades no solo de recogida de los animales extraviados o abandonados, sino garantizar su mantenimiento en condiciones óptimas y favorecer su adopción, devolución a propietarios o derivación a protectoras autorizadas cuando sea necesario, con el compromiso de sacrificio cero.

CatalàEspañol