Vila-real modernizará el alumbrado del centro para atender la reivindicación del comercio local

Contará con una inversión de cerca de 50.000 euros que contempla la renovación de 104 luminarias de las calles peatonales del centro de la ciudad

La modernización del alumbrado de las calles comerciales del centro de la ciudad será una de las inversiones que contemplará el presupuesto municipal que el equipo de gobierno prevé aprobar en los próximos días. Esta actuación contará con una partida de cerca de 50.000 euros destinada a dar respuesta a una de las reivindicaciones históricas del comercio de la ciudad, tal y como ha indicado el concejal de Servicios Públicos, Xus Madrigal.

“El Ayuntamiento de Vila-real tiene, por desgracia, un escaso margen inversor de cara a 2022, ya que una vez más tenemos que hacer frente al pago de cerca de 900.000 euros en dos sentencias urbanísticas por el jardín de Jaume I y la avenida Francia”, recuerda Madrigal, quien añade que “pese a ello, haremos un esfuerzo para seguir incentivando la actividad comercial y hostelera, que tan afectada se ha visto por la crisis”.

El proyecto que se incluirá en las cuentas municipales contemplará la renovación de 104 luminarias de las calles peatonales del centro de la ciudad para cambiar las actuales bombillas por otras de tecnología led más modernas y sostenibles. La nueva iluminación será regulable, de manera que “podremos tener una iluminación más comercial durante el día, con una luz más potente, y reducir la intensidad durante la noche, para minimizar las molestias y facilitar el descanso de los residentes”, apunta el responsable de Servicios Públicos.

Además, también supondrá una reducción del consumo energético y un ahorro económico para el Ayuntamiento. Para ello, el proyecto de presupuestos contempla una partida de 49.610 euros, una inversión que “puede ser una primera prueba para ver el funcionamiento de esta tecnología de cara a exportarlo en el futuro a otras zonas de la ciudad”.

Madrigal ha hecho hincapié en el compromiso del equipo de gobierno con el comercio local, a través de la colaboración con la Unió de Comerç de Vila-real (Ucovi) y la Asociación de Hostelería y Ocio de Vila-real (Ashiovi), dos entidades que forman parte de la Mesa del pacto local por el renacimiento de la ciudad. “Desde que comenzó la crisis por la pandemia el apoyo al comercio, la hostelería y el sector servicios han sido una de las prioridades, además de la lucha contra el virus”, subraya Xus Madrigal.

Ayudas de 4,5 millones

El impacto económico de las medidas impulsadas por el Ayuntamiento de Vila-real para paliar los efectos de la pandemia alcanza los 4,5 millones de euros, entre ayudas directas y otras acciones, entre las que destacan las campañas para incentivar las compras en los establecimientos locales, como por ejemplo a través de bonificaciones con la tarjeta Fem poble.

Con la inversión en la mejora del alumbrado de las calles peatonales del casco histórico, “seguiremos haciendo más atractiva la zona comercial y ayudando, en lo que está en nuestras manos, a poner en valor la oferta comercial de calidad y proximidad que tenemos en Vila-real”.

CatalàEspañol