Vila-real estrena sede para la Concejalía de Ciencia, Innovación y Universidades

Se trata del edificio del vivero de empresas I, cedido por la Cámara de Comercio donde el alcalde también tendrá despacho propio

La nueva concejalía de Ciencia, Innovación y Universidades de Vila-real, delegada en la figura de Eduardo Pérez Arribas ha estrenado este viernes, oficialmente, sede en la ciudad.

Un espacio, en el Vivero de Empresas I, cedido gracias a la colaboración de la Cámara de Comercio, que se plantea además como una apuesta por ir más allá de lo que implica generar un ecosistema local de innovación”.

Dicho de otra forma, se trata de la puesta en marcha de muchos de aquellos proyectos en materia de innovación a los que la pandemia les marcó un obligado paréntesis pero que en Vila-real no llegó a frenar.

Por eso el alcalde, José Benlloch ha querido estar junto al nuevo concejal para presentar el arranque al público de un área ambiciosa “en la que desde el municipalismo también se aporta en innovación, como lo demuestra el ejemplo de Vila-real”, como ha apuntado Pérez.

Para contextualizar lo que supone para el desarrollo la apuesta por este área y haciendo un poco de historia de lo que supone formar parte de la red de ciudades de la ciencia y la innovación, el alcalde ha recordado la trayectoria recorrida desde 2011. En este año fue cuando por primera Vila-real obtuvo la distinción de Ciudad de la Ciencia y la Innovación –revalidada en dos ocasiones más, “en 2015 y en 2020, donde también se nos felicita”. Una condición que conlleva precisamente el trabajo constante de formación e innovación que se promoverá a través de esta concejalía.

Además Benlloch ha ahondado en la idea de que la pandemia “nos ha frenado pero no nos ha parado, porque hemos continuado trabajando para estar más preparados ahora para renacer y para que Vila-real consolide y amplíe su liderazgo en innovación”.

El consejo local de la innovación estará constituido en seis meses

El alcalde, ha avanzado algunos de los principales ejes de trabajo de la nueva concejalía; el reimpulso del liderazgo y colaboración con los organismos supramunicipales; la creación de la Agencia Local y el Consejo Local de Innovación – que ha apuntado, será uno de los principales instrumentos y podría estar lsito en seis meses -; la evaluación del trabajo realizado en estos 10 años y la definición de las iniciativas con vistas a la Vila-real de 2030; la intensificación de la relación con el entramado económico innovador local; la optimización de fondos europeos Next Generation para implementar políticas potentes de innovación; y el impulso a la innovación en el Ayuntamiento para avanzar en el proceso de modernización de los servicios administrativos municipales.

Ejes sobre los que se vertebrará el plan de trabajo de la concejalía de Ciencia, Innovación y Universidades de Vila-real

Además, Benlloch, al referirse a la decisión de la delegación de este área en otra persona ha querido matizar que sacarlo de alcaldía “no significa que el alcalde no vaya a estar sobre la materia”. Es más, ha puntualizado que tendrá un despacho en esta sede al que acudirá una vez por semana para recibir a las empresas.

Un nuevo espacio “para generar oportunidades”

En este espacio, que cuenta con 19 despachos y una sala de formación, con una superficie total de casi 800 metros cuadrados, están trabajando ya cuatro de los jóvenes que en el mes de diciembre entraron a formar parte de la plantilla municipal a través del programa Empuju.

Además, en el presupuesto de 2022 también se contempla una plaza de técnico de gestión para el área de innovación. La Cátedra de Innovación Cerámica también está en proceso de traslado a este nuevo espacio que será “la casa de los emprendedores y los empresarios que quieran presentar propuestas innovadoras, la casa donde vengan ideas de proyectos europeos y donde las universidades trabajen para generar oportunidades”.

El concejal de Innovación ha puesto de relieve el papel clave de los agentes locales que trabajan de la mano del Ayuntamiento para promover el ecosistema innovador, como la Fundación Globalis, la Cámara de Comercio, la Fundación Caja Rural y Efecte Vila-real, la Cátedra de Innovación Cerámica, la Cátedra de Mediación Policial y las universidades con sede en Vila-real (UJI, UNED y UOC) y a los que el consistorio inyecta cerca de 300.000 euros en convenios anuales en el marco de la alianza con la sociedad.

Pérez Arribas ha remarcado que “queremos que el ecosistema local de la innovación sea cada vez más amplio porque los ayuntamientos no podemos ser ajenos al proceso de innovación para el desarrollo social y económico”.

ValenciàEspañol