El Botànic cierra filas y aprueba la tasa turística

El PSPV desoye al sector que le pedía in extremis votar no a este impuesto que los ayuntamientos podrán aplicar en 2024

El Govern valenciano ha votado hoy sí a la proposición de Ley que contempla la aplicación de la tasa turística, un cobro por las pernoctaciones en alojamientos turísticos. El cobro lo podrán ejercer los municipios que lo deseen a partir de 2024. Siete años ha tardado el Consell de Ximo Puig en sacar adelante esta propuesta, una de las primeras iniciativas destacadas y que ha generado el rechazo mayoritario del sector turístico e incluso del propio secretario autonómico de Turismo, el socialista Francesc Colomer.

Hasta última hora de ayer, los hoteleros pedían al president que rompiera el pacto con sus socios de gobierno, que hoy en las Cortes Valencianas votara en contra. Aludían a las discrepancias entre las filas del partido de la rosa, unas públicas y otras en corrillos de pasillos. Ya el pasado julio los socialistas acordaron respaldar la iniciativa en las Cortes aunque la mayoría de municipios se mostró contraria a aplicarla, a excepción del Ayuntamiento de València.

Ha habido celebración en las bancadas de los partidos favorables pero no ha habido aplausos del president. Él mismo ha hablado ante los micrófonos de que no era el momento adecuado para implantarla, algo que también argumentan desde el sector. Tras una pandemia y los precios de la energía y la cesta de la compra disparados consideran que no es lo adecuado ni para empresas ni para los clientes. Los costes previstos por la tasa turística oscilan entre 50 céntimos a 2 euros por noche.

Por parte de Unides Podem, el diputado Ferran Martínez ha indicado que las argumentaciones del rechazo de PP, Ciudadanos y VOX son “muy débiles”. La síndica del PP, María José Catalá, ha señalado que es una medida impositiva que nace con todo el sector en contra. “Hoy es el día de la rendición del PSOE. Hoy se rinde aquí y a nivel nacional con la mayor traición a los sectores productivos y a un sector importantísimo porque dentro de una hora votarán a favor de la tasa turística y aprobarán tres impuestos más”, ha manifestado. Por su parte, la síndica de Ciudadanos, Ruth Merino, ha apuntado a que evidencia “turismofobia“. Y Ana María Cerdán, de VOX ha manifestado que se trata de “afán recaudatorio“.

El candidato a presidir la Generalitat en las elecciones del próximo mayo por el PP, Carlos Mazón, ha prometido en un tweet que eliminará de forma inmediata el impuesto al turismo si accede al Consell. “En este momento Ximo Puig y el PSPV han votado un impuesto al turismo de la Comunitat Valenciana. Lo pagarán también los ciudadanos de la Comunitat dentro de su propia Comunitat”.

Mazón ha señalado con rotundidad que “no le quepa duda a nadie que derogaremos esta tasa que es una nueva carga para un sector muy castigado por la crisis. La tasa turística será eliminada por el gobierno del PP. El mismo Ximo Puig que decía que no le gustaba y que no era el momento, hoy ha votado a favor de este impuesto”.

CatalàEspañol