El personal sanitario alerta de las carencias de suplir a 50.000 profesionales con 7.300 para cubrir vacaciones

Los principales sindicatos tildan de 'insuficiente' el plan de la Conselleria y advierten que llega 'tarde y mal' y que las sustituciones "no cubrirán ni al 30% del personal que está de vacaciones cada mes".

A menos de una semana para el inicio del mes de julio y con un Plan de Vacaciones de Verano de la Conselleria de Sanitat que ha levantado ya las críticas de todos los sindicatos, los pacientes de la Comunitat Valenciana vuelven a encontrarse con una atención sanitaria muy por debajo de la demanda, y más aún en periodo estival con el incremento poblacional que se vive en muchísimas localidades turísticas.

Una vez más las previsiones de sustituir las vacaciones son de una cobertura de apenas un 30% del personal que se marcha. Es decir que se pierden dos terceras partes del servicio ofrecido.

Además, de nuevo, tanto los tiempos como las formas en las que se ha decidido y comunicado este plan, no han gustado a los profesionales. Para los sindicatos llega “tarde, mal, sin consenso y siendo insuficiente además de con carencias informativas en aspectos tan importantes como la reducción en ocupación hospitalaria que puede suponer esta megua de personal su sustituido”.

UGT Serveis Públics del País Valencià considera a todas luces insuficiente el Plan de Vacaciones de Verano presentado este domingo por la Conselleria de Sanitat. El plan, que prevé la contratación de 7300 trabajadores y trabajadoras para la sustitución de los cerca de 50000 profesionales en periodo de disfrute de sus vacaciones no garantiza ni el descanso del personal sanitario ni la calidad asistencial.

Además, no acabará con la sobrecarga laboral de los profesionales que ejercen su labor durante el periodo estival sin compensación alguna y se mantendrá la deuda horaria ilegítima.

Cabe recordar que UGT ya pidió por registro a la conselleria la elaboración de un plan vacacional con medidas para mejorar la situación de la plantilla trabajadores y mantener la calidad asistencial que merecen los usuarios. La apertura adicional de centros auxiliares y la llegada de turismo en la mayoría de nuestros departamentos empeora la situación en la mayoría de los departamentos de Salud. El personal merece un descanso que evite riesgos psicosociales dada la situación que vienen sufriendo desde hace un tiempo.

Las sustituciones “no cubrirán ni un 30% de servicios”

Por su parte, la Federación de Sanidad y Sectores Sociosanitarios, FSS CCOO PV, considera que el plan de vacaciones para la cobertura del personal de la Conselleria de Sanidad se ha publicado tarde y mal. Este sindicato critica que a cuatro días del comienzo del periodo estival y sin negociación previa, se anuncian unas sustituciones que no cubrirán ni al 30% del personal que está de vacaciones cada mes.

CCOO exige que se cubra al 100% de la plantilla, aunque advierte que la falta de planificación dificultará que se puedan cubrir profesionales de algunas categorías que son deficitarias, como por ejemplo personal facultativo, de enfermería o matronas (la sustitución prevista de estas profesionales es testimonial, un 1’21%). También, consideramos que es muy escasa la cobertura de técnicos/as superiores, celadores/as, fisioterapeutas o personal administrativo, clave para el funcionamiento de los centros sanitarios.

En Atención Primaria se cubren menos centros en zonas turísticas que el año pasado; sorprende que se anuncie la apertura de algunos como si fuera novedoso cuando en realidad algunos están abiertos todo el año, como por ejemplo el consultorio de El Saler en Valencia.

Por otra parte, en hospitalización desconocemos el plan del cierre de camas, algo que preocupa enormemente. El retraso en la aprobación del plan de vacaciones trae como consecuencia que se tenga que paralizar cierta actividad por la falta de profesionales. Es el caso de la planta de Medicina Interna del Hospital de Ontinyent, ya que carecen de facultativos/as especialistas para este verano.

A pesar del anuncio del incremento del presupuesto destinado al plan de vacaciones, un año más la sanidad pública valenciana va a ver reducidas sus capacidades de atención y respuesta y la calidad asistencial que se presta a la ciudadanía. Todo por la deficiente planificación de la que la Conselleria de Sanidad hace gala año tras año.

Desde CCOO pedimos transparencia y diálogo a la Conselleria de Sanidad, recordamos que según la normativa el plan de vacaciones es materia de negociación con los representantes de las personas trabajadoras. La sanidad pública valenciana necesita un refuerzo del 100% durante el periodo estival por el incremento de población durante los meses de verano y la ciudadanía de la Comunitat tiene derecho a recibir una asistencia con la misma calidad que el resto del año, por lo que pedimos a la Conselleria que recapacite y corrija. Este no es el talante que le pedíamos al nuevo conseller. La opacidad y falta de diálogo mostrada por la Conselleria queda muy alejada de lo que se espera de un gobierno progresista.

El Plan de vacaciones, en domingo

Por otro lado, el sector de Sanidad de UGT Serveis Públics cuestiona que se haya presentado un plan de vacaciones un domingo sin haber sido aprobado en mesa sectorial por los representantes de los trabajadores y trabajadoras. “La improvisación de la Conselleria de Sanidad es inadmisible y genera vértigo a la plantilla sobre la estabilidad laboral y periodos de descanso, es un parche a problemas que forman parte de una situación cronificada”. De hecho, la conselleria no encontrará profesionales con tan poco tiempo, por lo que no será un plan real por falta de personal para cubrir puestos.

El sindicato exige, entre otras medidas, incentivos económicos, mejoras en encuadramiento, progresión en carrera y desarrollo, compensaciones laborales a efectos de traslado y Opes, así como acceso a la jornada completa los contratos precarios realizados a tiempo parcial.

ValenciàEspañol