Campillo contradice a Gómez y asegura que la tasa en València la pagarán todos los alojamientos

El vicealcalde rechaza la propuesta socialista de aplicar la tasa turística a cruceros y alojamientos turísticos porque 'no tiene ningún sentido discriminar entre tipos de alojamiento'

El vicealcalde de València, Sergi Campillo, ha rechazado este jueves la propuesta sobre la tasa turística de la vicealcaldesa de València y socia de gobierno, Sandra Gómez, que abogaba por aplicar dicho impuesto municipal solo a cruceros y apartamentos turísticos al “no generar empleo y además generar externalidades negativas para la ciudad” como la contaminación.

En este sentido, Campillo a través de un comunicado ha asegurado que “no tiene mucho sentido que no paguen la tasa todos los visitantes que pernoctan en cualquier alojamiento turístico de cualquier tipo, porque el impacto sobre la ciudad es el mismo y por lo tanto no tiene ningún sentido discriminar entre tipos de alojamiento” y que “como pasa en la inmensa mayoría de las ciudades europeas, donde los visitantes pagamos por cada noche que se pernocta en un alojamiento cuando visitamos una ciudad”.

Del mismo modo, ha exigido a sus socios de gobierno que cumplan el acuerdo al que llegaron en el mes de abril para aplicar la tasa turística en la capital del Turía porque “esta nueva condición que se ha puesto encima de la mesa de que solo se aplique la tasa turística a apartamentos turísticos y a cruceros, desde luego no estaba en el acuerdo y por lo tanto nosotros vamos a cumplir el acuerdo y exigimos también que se cumplan los términos a los que llegamos. No sería lógico ahora poner nuevos condicionantes”.

Por ello piden “cumplir lo acordado y lo acordado, está claro. Teníamos que esperar a recuperar los niveles de pandemia de visitantes en nuestra ciudad y esa era la única condición. Y aparte, la proposición de Ley de las Cortes Valencianas, que se presentó por parte de los tres grupos de gobierno en la Generalitat Valenciana, deja muy claro cuál es el coste por alojamiento y ese es el acuerdo que Compromís va a cumplir“.

“Desde Compromís tenemos claro que vamos a cumplir a rajatabla el pacto al que llegamos tanto en Les Corts Valencianes como en el Ayuntamiento de València sobre la aplicación de la tasa turística para los visitantes de nuestra ciudad. Hay que recordarlo. Esta tasa sólo la pagan los visitantes. En ningún caso lo hacen los propios vecinos de la ciudad de València. Ni, por supuesto, la industria turística” ha señalado.

Igualmente, ha vuelto a reclamar a todos los partidos que firmaron este acuerdo que sean “serios y no modifiquen el acuerdo” porque este está “claro, es cristalino y hay que aplicarlo tal cual”. “Desde luego que a vamos a aplicar a todos los alojamientos turísticos de nuestra ciudad, porque nadie va a dejar de venir a nuestra ciudad por pagar uno, dos o 2,5 € por noche, como no ha pasado en ninguna ciudad de Europa, donde se aplica esa tasa desde hace muchísimos años”.

Campillo ha puesto como ejemplo la tasa que se aplica en otras comunidades españolas como Cataluña o las Islas Baleares, donde ha afirmado que la tienen desde hace muchos años, también, y al contrario “no ha habido una disminución, sino que ha habido un aumento de visitantes y desde luego es una tasa que prestigia nuestro destino, prestigia a nuestra ciudad, porque nos iguala a la inmensa mayoría de sitios europeos que ya la tienen. Y no, esta ciudad no es menos ni oferta menos calidad turística que otras ciudades de Europa y de España, en este caso de Cataluña y de las Islas Baleares”.

Ordenanza de apartamentos turísticos

En cuanto a la ordenanza de apartamentos turísticos, que prepara la concejalía de Turismo (PSPV), y que permitiría a los vecinos de València arrendar durante 60 días al año su vivienda, el vicealcalde ha señalado que “desde Compromís pensamos que hay que hacer una reflexión calmada, tranquila, sobre el impacto que puede tener en los barrios la posibilidad de abrir el alquiler turístico ocasional de las residencias habituales, tal como se ha planteado”.

“Lo que queremos es discutir claramente. También estamos atentos a las inquietudes que nos hacen llegar tanto la Federación de Asociaciones Vecinales como algunas asociaciones de vecinos de algunos barrios de València que muestran su preocupación por el impacto que pueden tener en los barrios abrir esta posibilidad y desde luego, desde Compromís, somos sensibles también a esta inquietud y queremos hacer una reflexión calmada, sincera, de cuáles son los pros y los contras de esta medida. Por lo tanto no correr, sino discutirlo y además debatirlo con las entidades vecinales también para poder discutir los beneficios y también los posibles perjuicios que puede haber para los barrios”.

Terraza València plaza del Mercat | M.C

“Queremos recordar que el turismo es una industria importantísima para nuestra ciudad, pero tenemos que evitar a toda costa llegar a unos niveles en los que se haga difícil la vida. No solo hay que ver lo que está pasando este verano en Mallorca, lo que está pasando también en otras ciudades como Venecia, como Barcelona, con una saturación turística importantísima” ha indicado el dirigente de Compromís, que también ha manifestado que “estamos todavía a tiempo, tenemos todavía unos niveles de turismo muy aceptables en nuestra ciudad. Nos permiten planificar cuál es el modelo que queremos a largo plazo y hay que hacerlo dialogando”.

Estado de Moratoria

Por otra parte, Campillo ha recordado que hace un año y medio que la concejala de Vivienda, Isabel Lozano, planteó a la delegación de Urbanismo, acordar una moratoria de apartamentos turísticos en edificios enteros para blindar el uso residencial de 37 barrios de la ciudad de València con el objetivo de paralizar movimientos especulativos de fondos buitre y grandes corporaciones que expulsan al vecindario de los barrios de la ciudad. “Continuamos a la espera de que la delegación de Urbanismo se pronuncie sobre esta importantísima cuestión” ha concluido.

ValenciàEspañol