El Gobierno anuncia rebajas de impuestos a las rentas bajas tras cuestionar la reforma de Puig

La ministra de Hacienda ha avanzado que el Gobierno también creará un 'impuesto de solidaridad' temporal para las grandes fortunas

La ministra de Hacienda, Maria Jesús Montero, ha presentado este jueves las medidas fiscales acordadas por el Gobierno que incluyen reducciones del IRPF a las rentas bajas, modificaciones en el impuesto de Sociedades y la creación de un “impuesto de solidaridad” a las grandes fortunas. Este anuncio llega tras las criticas del Gobierno a la reforma fiscal anunciada por el president de la Generalitat, Ximo Puig, durante el Debate de Política General en Les Corts, en la que planteó bajada de impuestos a 1,3 millones de valencianos con rentas medias y bajas.

Por lo que respecta, a las modificaciones relativas al Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), el Ejecutivo propone una ampliación de los beneficios fiscales por rendimientos de trabajo que ahora se aplica a rentas de hasta 18.000 euros y se amplía hasta los 21.000 euros. Esta medida va a suponer un ahorro de 1.881 millones de euros en dos años y beneficiará al 50% de los contribuyentes.

En este sentido, Montero ha explicado que un trabajador sin descendientes que gana 18.000 euros anuales se ahorraría 746 euros al año. “No vamos a tocar ni los tramos ni los tipos del IRPF, sino que vamos a ampliar el beneficio fiscal del que ya gozan determinadas rentas bajas y medianas” ha asegurado. Además, el mínimo exento de pago del IRPF pasará de 14.000 a 15.000 euros.

Igualmente, ha adelantado un aumento del gravamen a las rentas de capital de entre 200.000 euros y 300.000 euros un punto, que pasará del 26% al 27%. Mientras que las rentas de capital por encima de los 300.000 euros el tipo se elevará dos puntos al 28%. El objetivo principal de esta medida es “reducir la brecha de tributación entre las rentas de trabajo y capital”, que afectará a 17.814 contribuyentes y se espera recaudar 204 millones de euros.

Modificaciones en el IRPF | Fuente: Gobierno de España

“Esta medida no guarda relación con las deflactaciones que se han anunciado el Gobierno de la Comunidad de Madrid o de Andalucía. En estos casos implica una rebaja fiscal para todas las rentas, incluidas las altas o las medias altas, una medida muy pequeña para los que más tenemos que proteger” ha manifestado la titular de Hacienda, que no ha mencionado en ningún momento la reforma fiscal planteada por la Comunitat Valenciana.

“Impuesto de solidaridad”

Del mismo modo Montero ha anunciado un nuevo “impuesto de solidaridad” destinado a las grandes fortunas y aquellas rentas que superen los 3 millones de euros. Este impuesto que afectará a unos 23.000 contribuyentes, el 0,1% del total, será temporal y se aplicará únicamente durante dos años, el 2023 y 2024. Con este nuevo impuesto el Ejecutivo central prevé recaudar alrededor de 1.500 millones de euros para añadir “una mayor dosis de justicia social”.

En este sentido, Montero ha explicado que constará de tres tramos: para los patrimonios entre 3 y 5 millones de riqueza neta se pagará un 1,7%; mientras que para los que dispongan de entre 5 y 10 millones, un 2,1%. Los patrimonios por encima de 10 millones, se gravarán un 3,5%.

Con este nuevo impuesto el Ejecutivo central prevé recaudar alrededor de 1.500 millones de euros y se “evitará la doble imposición”, ya que la cuota abonada por el Impuesto de Patrimonio será deducible en este nuevo impuesto de solidaridad. Un mecanismo para evitar las rebajas fiscales de Patrimonio anunciadas por las comunidades autónomas gobernadas por el Partido Popular como Madrid o Andalucía.

Puig, dispuesto a apoyar la reforma fiscal del Gobierno

El president de la Generalitat, Ximo Puig, en declaraciones a los medios | GVA

Por otra parte, sobre este anuncio, el president de la Generalitat, Ximo Puig, ha manifestado en declaraciones a los medios desplazados hasta Bolonia con motivo de la feria de cerámica Cersaie, que “todo lo que sea apoyar a las personas y familias con más problemas económicos en estos momentos, contará siempre con el apoyo de la Comunitat Valenciana“. “Nosotros lo que hemos querido en nuestro ajuste fiscal es intentar ayudar a las familias que ante el peor impuesto posible que es la inflación” ha indicado.

En este sentido, el jefe del Consell ha señalado que espera que las medidas del Ejecutivo vayan en esa dirección y que “contará con su apoyo” si así son. Asimismo, Puig preguntado por si parará su reforma ante el anuncio del Gobierno ha indicado que “no estamos en esa circunstancias” y que “está dispuesto a escuchar a los otros grupos políticos”. Los socios de los socialistas, Compromís y Podem, han pedido tras el anuncio de Puig un impuesto a las rentas más altas.

Impuesto de Sociedades

En el paquete de medidas fiscales también hay dirigidas a aliviar la situación de los autónomos, que incluirán una rebaja adicional de cinco puntos porcentuales en el rendimiento neto de módulos y se elevará del 5% al 7% la reducción por gastos de difícil justificación que se aplica en la estimación directa. Eso beneficiará a 956.452 autónomos que verán reducida su factura fiscal en 116 millones de euros.

Otras medidas anunciadas tienen que ver con el Impuesto de Sociedades. La ministra Montero ha explicado que para aliviar también la situación de las pequeñas empresas, se rebajará el tipo nominal del 25% al 23% para las pymes con una facturación de hasta un millón de euros. Esta medida beneficiará a 407.384 empresas que se ahorrarán 292 millones.

Además, tal y como se había comprometido, el Gobierno también aprobará una rebaja del 10% al 4% el IVA de los productos de higiene femenina (compresas, tampones, protegeslips), preservativos y anticonceptivos no medicinales.

CatalàEspañol